Es un accesorio que se fabrica en distintos materiales como el acero, la madera, la forja y la cerámica. Se presenta en diferentes tamaños y diseños. Puede instalarse en la pared o ser imantado, en cuyo caso se sujeta por sí solo.

Es un elemento de decoración que se sitúa a ambos lados de las cortinas con la función de recoger el tejido y permitir que pase la luz a la estancia. Puede necesitar o no cordones o abrazaderas para agrupar la tela.

Alzapaños