Es un accesorio metálico y curvado con un mango en un extremo para sujetarlo. Va provisto en una de las puntas de una palometa roscada a una pieza de metal, con el fin de dotar de tensión a una hoja de sierra. En el otro lado tiene otra pieza que está fija con un pasador para asegurar la hoja.

Se utiliza para sujetar una hoja dentada de metal y tensarla. Sirve para cortar tubos de metal, plástico o cualquier material, en función de la hoja que se coloque. Cuanto mayor sea la longitud del arco, el corte se efectúa más rápido ya que la superficie de serrado es mayor. A mayor inclinación del mango, menor esfuerzo y mayor precisión.

Arco de sierra