Es un elemento de ordenación y almacenaje fabricado generalmente en madera, melamina o PVC. Consta de un cuerpo principal fijo, unas baldas de altura variable y una o dos puertas, dependiendo del ancho del cuerpo.

Este tipo de armario, según su tamaño y características, puede ser colocado en el suelo o colgado en la pared. Su principal uso es el de guardar alimentos de larga duración en la cocina u otro lugar destinado a ello. Además, al ser multiusos sus posibilidades son ilimitadas, pudiendo utilizarse en otras estancias en las que se necesite espacio adicional.

Armario despensero