Es un herraje para el mueble fabricado en metal. Existen dos medidas, de 35 y 26 mm en función del tamaño de la cazoleta.

Se usa para unir la puerta del mueble con el casco del mismo, permitiendo su apertura y cierre. El número de bisagras que debe tener cada mueble y su tamaño varía en función del peso y tamaño de la puerta.

En esta bisagra la cazoleta va embutida en la puerta, por lo que esta debe tener un agujero hecho previamente. La bisagra superacodada, a diferencia de los modelos recto y acodado, hace que la puerta al plegarse sobre el mueble quede metida íntegramente dentro del casco.

Bisagra de cazoleta superacodada