Es un dispositivo compuesto por una carcasa metálica y diversos elementos a los que cubre, como la membrana, el quemador o el serpentín. Utiliza como energía un gas, principalmente natural o butano, para elevar la temperatura del agua.

Se instala en viviendas o locales comerciales para obtener agua caliente en los grifos. Al quemarse el gas, en la parte inferior del aparato, caldea el agua que circula por el serpentín ubicado en el interior. Cuenta con un mecanismo de seguridad para que no se abra el paso de gas si falla la llama piloto o el encendido electrónico.

Calentador