Es una almohadilla fabricada en fibra reforzada que dispone de una válvula manual que permite inflarla y desinflarla. Puede soportar una presión de 135 kg.

Está indicada para el nivelado, el montaje o el desmontaje de puertas, ventanas o estructuras. Hace la función de elevar que hace una cuña, pero con la diferencia de que se evitan los daños y las rayaduras.

Cojín hinchable