Es un accesorio indispensable para el uso de cepillos eléctricos. Están fabricadas para trabajar maderas de diferentes fibras, siendo de gran utilidad en cualquier tarea, ya sea profesional o bricolaje.

Gracias al diseño de corte en ambos lados, puede utilizarse una parte o la otra, dependiendo del desgaste que esta haya sufrido, alargando la vida útil de este accesorio.

Para colocar las cuchillas, hay que aflojar con una llave fija las tuercas del tambor que se encuentran en la base del cepillo.

Las dimensiones más comunes en las cuchillas, son de 82x1,1x5,5mm, utilizadas en la mayoría de cepillos estándar de los modelos más habituales. También existen de 102x1,1x5,5cm, como recambio de cepillos eléctricos de mayor potencia y tamaño.

Cuchillas reversibles