Es un compuesto químico que se presenta en forma de líquido fluido. Compuesto por una mezcla de detergentes, crea una fina película sobre el suelo, potenciando la luminosidad y el brillo. Es un producto de mantenimiento regular, para usar una o dos veces al mes. Se recomienda protegerse con guantes durante su utilización, para evitar el contacto del producto con la piel. 

Se emplea para limpiar y abrillantar suelos de baldosas de cerámica y gres. Se aplica sobre una superficie previamente limpia de polvo y manchas. Se extiende en estado puro o diluido en agua, con la fregona impregnada en el producto y bien escurrida. Se debe dejar secar y pasar una mopa para potenciar el brillo. No necesita aclarado.

Detergente autobrillante