Es un sistema de calefacción biológico y ecológico que se caracteriza por su diseño decorativo. A diferencia de las chimeneas de leña, el combustible empleado para general el calor es bioetanol. Se trata de un combustible líquido, también llamado bioalcohol obtenido a partir de la fermentación de materia orgánica rica en azúcar.

Puedes encontrar una variedad de estilos y soluciones. En este tipo de chimeneas no es necesario la instalación de un tubo de salida de humo, lo que las hace más prácticas y limpias, por lo que la puedes colocar en cualquier parte del hogar. Su funcionamiento es muy sencillo, dispone de un depósito donde se coloca el bioetanol. Este combustible, al quemarse genera una gran cantidad de calor, ya que al no disponer de tiro hacia el exterior el calor permanecerá en toda la estancia por más tiempo. Su consumo estimado ronda entre un cuarto de litro y poco más de medio litro por hora.

Estufa de bioetanol