Es un conjunto de herramientas necesarias para colocar papel pintado. Se compone de un cepillo largo con cerdas de pelo, un cepillo más pequeño con mango, un cúter y un rodillo de PVC.

El cepillo grande sirve para pasarlo sobre el papel, con movimientos de derecha a izquierda evitando que queden burbujas. El cepillo pequeño con mango se utiliza para encolar la pared o el papel. El cúter es para precortar el papel y recortar los sobrantes. El rodillo de PVC es muy útil para pasarlo por las juntas evitando que se levanten y queden bien pegadas.

Kit para empapelar