Es un objeto que está concebido para iluminar. Se compone de un pie o base y una pantalla que soporta la iluminación, aunque existe variedad de modelos y los diseños cambian. Puede utilizarse como luminaria para disfrutar de una buena visión en la estancia en la que esté colocada, como el área de trabajo, la habitación o la sala de estar. También puede emplearse como elemento decorativo, ya que presenta diferentes formas, colores y estilos en función de la tendencia y el ambiente deseado para el hogar.

Lámpara de sobremesa