Es un mango telescópico de dos tramos fabricado en materiales como aluminio o acero. Está unido a un brazo articulado que tiene una base compuesta por una esponja y una tira de caucho. Una rueda pequeña permite el movimiento de ambas partes.

Se utiliza para eliminar la suciedad de cristales en interior y en exterior, como las zonas de acceso difícil de grandes superficies. Con la esponja se enjabona la superficie, mientras que con la tira de caucho se seca.

Limpiacristales articulado