Es un producto que se presenta en formato espray y es dieléctrico, no conduce electricidad, por lo que no se corre el riesgo de estropear los componentes sobre los que se emplee.

Sirve para eliminar la suciedad de todos los equipos eléctricos y electrónicos, circuitos impresos, conectores eléctricos y electrónicos, mecanismos de relojería e instrumentos de precisión, entre otros. Para utilizarlo, debe rociarse el elemento que se desea limpiar.

Limpiador de contactos