Es un tubo plastificado con refuerzo en espiral. Mide 7 metros de longitud, que es la capacidad de aspiración que tienen las bombas de superficie. Presenta diferentes diámetros que oscilan entre 25 mm y 4 pulgadas.

Está diseñada para la extracción de agua y líquidos en general. Es recomendable conectar una válvula antirretorno para evitar que la bomba trabaje sin agua, así como un filtro en el extremo por el que aspira para que no entren impurezas. Es apta para usar con temperaturas de -10ºC a 50ºC.

Manguera de aspiración