Es una estructura en forma de jardinera, colocada sobre cuatro postes que la sitúan a una altura confortable para trabajar en ella. Se fabrica en PVC, metal o madera tratada para exterior. Ofrece varios tamaños y está dividida en compartimentos para separar los distintos cultivos. En el caso de ser de madera, debe recibir un tratamiento protector anual e incluye una malla del tamaño del hueco para sostener el sustrato.

Se usa para cultivar plantas ornamentales, aromáticas o plantones de huerto. Con ella no es necesario tener jardín para obtener cultivos propios. Se sitúa en cualquier espacio que reciba algunas horas de sol al día.

Mesa de cultivo