Es una pieza que se utiliza para recoger la cortina ofreciendo, de esta forma, mayor luminosidad a la habitación. Aportan un aspecto muy decorativo a la composición de la ventana ya que, junto con las abrazaderas se han convertido en el complemento ideal para apartar las cortinas.

Está formado por una estructura rígida y suele llevar un pequeño bastón que ensarta la tela con la estructura. Se puede colocar a la altura que se desee.

Pasador para cortina