Es un perfil de aluminio incluido en la mayoría de las mamparas de ducha. Este perfil se coloca nivelado directamente a las paredes y en él se encajan los perfiles de los cristales de las mamparas. Permite salvar los desniveles de las paredes para colocar completamente a nivel la mampara y compensar en unos centímetros el ancho de las mamparas para ajustar según sea el hueco entre paredes.

La compensación de los perfiles la marca cada fabricante, pero oscila entre los 4 y 6 cm, en muchos casos. Es decir, esos son los centímetros de más o de menos en los que se puede ensanchar o disminuir la mampara. Los perfiles de compensación apenas se notan una vez completada la instalación.

Existen otros perfiles rectangulares de diferente grosor, de 2 a 4 cm, por lo general, para poder rellenar los huecos que falten entre la pared y la mampara comprada en stock y con medidas estándar.

Perfil de compensación