Acción de recubrir una superficie por una delgada capa de plástico. Esta puede ser simplemente una funda o un plástico sellado en la plastificadora.

Se plastifica para proteger una superficie y que esta pueda perdurar en el tiempo: documentos, fotos, menús de los restaurantes, recuerdos, etc.

Una de las ventajas de plastificar es proteger al objeto de la humedad o el agua, ya que el plástico se puede secar fácilmente. Al tener una doble capa plástica tiene más grosor y dureza evitando que se doble de forma indeseada y es de fácil limpieza.

En el contexto del bricolaje plastificamos con adhesivo de color o decorado de PVC una superficie que queremos renovar, redecorar y proteger.

 

Plastificar