Es un spray incoloro formado por acetato de etilo y limoneno. Sirve para despegar chicles y cualquier otro tipo de adhesivo con base gomosa. Está indicado para utilizarse sobre tela, moqueta, piedra, PVC o madera sin dañar ni modificar la superficie tratada.

Para aplicarlo debe rociarse directamente sobre el chicle cubriendo por completo toda la mancha gomosa. Se deja actuar unos minutos hasta que endurezca y después se levanta con la ayuda de una espátula. Es conveniente protegerse las manos con guantes impermeables para evitar que se produzcan irritaciones en la piel.

Quitachicles