Es un sistema de recogida del agua de lluvia para reutilizarla en el riego del jardín, por ejemplo. Los sistemas pueden ser sencillos o complejos. Los más sencillos y económicos consisten en un depósito de diverso tamaño que se coloca al aire libre al que se acopla un kit de recuperación que va insertado a su vez a una bajante que recoge el agua de lluvia del tejado. Hay también depósitos para soterrar, de una gran capacidad de acumulación de agua, que se puede reutilizar en el jardín o podría incluso derivarse para alimentar de agua a la lavadora o al inodoro, con la instalación de fontanería correspondiente.

Recuperador de agua de lluvia