Es una masilla repelente al agua utilizada para tratar los problemas ocasionados por la humedad por capilaridad. Se aplica con pistola de silicona y cánula en muros de ladrillo, paredes con cámara de aire o paredes de piedra.

La humedad por capilaridad es aquella que procede de agua existente en el suelo y que tiene un efecto ascendente por las paredes debido a la presión freática. Afecta a la planta baja de las edificaciones y su apariencia característica es una mancha en la parte baja de la pared que puede venir acompañada por un deterioro de la pintura o del lucido.

Este producto se aplica intruduciéndolo, a través de la cánula, en una serie de perforaciones horizontales en el muro. Cada perforación tendrá la separación de la siguiente y la profundidad que indique la ficha técnica del producto. La masilla en el orificio empapa al muro de forma que todos las perforaciones quedan comunicadas por el producto, generando así una barrera para la humedad ascendente.

Relleno antihumedad