Es un dispositivo cuya función es recoger la señal wifi determinada y repetirla con el fin de ampliar el rango de influencia. La señal siempre proviene de una fuente de conexión superior como un router. De este modo se permite recibir la señal que emite el router, propagando la conexión, cubriendo las áreas donde la señal no llega. La instalación es sencilla, se conecta el amplificador al enchufe y se sincroniza con la fuente de conexión, normalmente funciona de forma automática, aunque puede variar dependiendo del modelo.

Dependiendo de la velocidad proporcionada, nos encontramos con diferentes tipos de repetidores:

- Wifi N. Es la velocidad estándar de los repetidores que puedes encontrar. Pueden transmitir hasta 300Mbps y está recomendado para un uso medio de la red wifi sin que puedas exigir un mayor rendimiento con streaming, descargas o videojuegos online.

- Wifi AC. Son capaces de transmitir hasta 1200Mbps. Son los ideales si retransmites películas en full HD o 4K desde un ordenador a la televisión o si tienes una televisión inteligente.

Repetidor wifi