Es un útil que se compone de un mástil metálico insertado en una cánula de plástico, todo ello unido a una pieza redonda giratoria del mismo material. El tamaño depende del peso que deba soportar.

Se adapta a muebles u objetos para facilitar su movilidad. Para su instalación, debe fijarse la cánula en la superficie de madera e insertarse el mástil. De este modo no se sale y la rueda puede girar sobre sí misma.

Rueda doméstica