Es la parte móvil que soporta todo el peso de las carretillas y está colocada sobre un eje que hace que gire sobre sí misma. Está compuesta por el núcleo o eje, que suele ser de plástico o metal con rodamiento o sin él, y la parte principal o rueda, que está fabricada en plástico o goma.

Su uso está generalizado para las tareas de obra, jardín, transporte y mudanza. Dependiendo del tipo de carretilla, llevarán una o dos ruedas. Las de obra y jardín llevan una rueda, y las de mudanza o transporte suelen llevar dos.

Es la opción cada vez más utilizada como repuesto para las ruedas neumáticas, puesto que al ser maciza no se pincha ni se tiene que hinchar ante una pérdida de aire.

Rueda maciza