Herramienta manual en forma de C, fabricada en acero forjado. Está compuesta por un brazo fijo, un brazo móvil, accionado por un tornillo colocado en un mango, y una guía, por la que se desplaza la pieza móvil.

Se usa en carpintería y sirve para sujetar con firmeza una pieza sobre un banco de trabajo o para encolar madera. Para que las piezas sobre las que se trabaja no se deterioren, se colocan unas tablillas de madera entre ellas y la mordaza. Una vez ubicadas entre las mandíbulas, se acciona el tornillo de modo que la parte móvil de deslice sobre la guía acercándose a la fija, hasta que ejerza la presión necesaria.

Sargento