Es una puerta de acceso para falsos techos que puede disponer de sistema de cierre con llave o por presión. El material es aluminio lacado o vitrificado por sus excelentes propiedades contra la corrosión, su fácil limpieza y su alta resistencia.

Como norma general es de color blanco y tiene diferentes medidas, desde 20x20 cm hasta 60x60 cm. Se instala en falsos techos continuos para el acceso a llaves de paso y a los contadores de agua, gas o luz.

Trampilla lacada