Es un componente eléctrico que permite variar el voltaje de un circuito de corriente alterna para adaptarlo a cada uso particular. Está compuesto por dos bobinas conductoras enrolladas sobre un núcleo de hierro. Su funcionamiento se basa en el principio de inducción electromagnética, de modo que la bobina que recibe la corriente consigue inducir una corriente electromagnética a la bobina que genera la corriente de salida.

La tensión que se obtiene depende de las características de cada uno de los bobinados. Los transformadores pueden usarse para cualquier tipo de circuito o instalación eléctrica, teniendo en cuenta que su tamaño es proporcional al voltaje que deba soportar. En el ámbito de la electricidad doméstica, es común en equipos electrónicos y de alumbrado.

Transformador