Es un cilindro de plástico que incluye tecnología LED, basada en el diodo emisor de luz. Su longitud está relacionada con su potencia, de modo que existen modelos de 60 cm, 90 cm, 120 cm y 150 cm. Ofrece diferentes tonalidades, como luz cálida, neutra o fría.

Sirve para proporcionar iluminación a una estancia. Sustituye a los antiguos fluorescentes debido a sus características más avanzadas en cuanto a luminosidad, durabilidad y consumo, que se reduce a la mitad.

Tubo LED