Cómo elegir áridos para la construcción

Los áridos son fragmentos de roca, gravas y arenas utilizados en la construcción. Arenas y gravas son necesarias –junto con el agua y el cemento- para fabricar mortero y hormigón, los áridos se utilizan también para la fabricación de prefabricados (ladrillos, vigas, aceras, bloques de hormigón, etc).

Cómo elegir áridos para construcción

Las claves

La arena se utiliza sobre todo para mezclar con cemento y hacer mortero de todo tipo de usos, principalmente trabajos de albañilería básico como unir ladrillos o bloques.

Las gravas y gravillas se mezclan con arena y cemento para fabricar hormigón. La grava aporta resistencia a la mezcla en cimentaciones y soleras.

La arena debe tener alto contenido en sílice que aporta resistencia y según procedencia tiene diferentes usos.

Existen otro tipo de "áridos" como la arlita que confiere aislamiento térmico y ligera al hormigón para cubiertas.

Tipos de áridos

En función del tamaño podemos clasificar los áridos en arenas (hasta 5 mm) y gravas (por encima de los 5 mm). Los áridos totales son los compuestos por una combinación de arena y grava.

Arena

Arena fina

La arena fina está compuesta por gránulos que atraviesan un tamiz de malla de hasta 4 mm, tiene un grosor similar al de la arena de playa. Esta puede extraerse de graveras naturales como ríos o lagos, o provenir del triturado mecánico de rocas en canteras. Se usan para preparar morteros de enfoscado de fachada.

Arena de miga

Un poco más gruesa y compacta que la anterior. 

Arena gruesa o lavada

Se considera arena gruesa a la retenida por un tamiz de 4 mm y que al igual que la arena fina puede ser de graveras o canteras. 

Las arenas naturales

Dan lugar a morteros y hormigones más dóciles o fáciles de trabajar. Dentro de las arenas, tanto finas como gruesas, distinguimos a su vez en:

  • De río lavada: alta calidad, gran contenido de cuarzo.
  • Viva o repasada: contienen bajo contenido de arcilla –que endurece antes y agrieta la mezcla- y alto en sílice que aporta resistencia. La de chinchilla destaca por su contenido en sílice y tiene un característico color ocre.

¿Qué es la granulometría?

La granulometría expresa la cantidad porcentual de partículas de unos tamaños estipulados que pasan por una determinada malla de tamiz.

La fracción granulométrica de la arena o grava se expresa en d/D, en el que d es el tamaño inferior y D el superior. Por ejemplo un árido 12/20 mm.

Cómo elegir áridos para construcción

Usos

  • Arena fina, se usa para mezclar con el cemento para hacer mortero de enfoscado o revoco.
  • Arena gruesa o lavada, sirve para mezclar con el cemento y hacer mortero de albañilería.
  • Arena de miga la podrás mezclar con el cemento para hacer mortero para solados. También sirve como ligante.
  • Gravilla si la mezclas con arena y cemento podrás hacer hormigón. Mezclas bituminosas como el asfalto.
  • Grava al mezclarla con arena y cemento harás hormigón.

Tipos de envasado

Las arenas y gravas se venden en dos tipos de envasado: ensacado (sacos de plástico de unos 17-20-25 kg) o big-bags (grandes bolsas de unos 1.000 kg). Los ensacados, por tanto, están indicados para obras más pequeñas como reformas en vivienda, y los big-bags para construcciones de mayor envergadura.