Cómo elegir papel pintado vinílico

El papel pintado fue tendencia hace varias décadas y, desde hace algunos años, ha vuelto a formar parte importante de las tendencias de interiorismo para decorar las casas ofreciendo unos grandes resultados de una manera muy asequible y al alcance de cualquiera.

Cómo elegir papel pintado vinílico

Revestir las paredes siempre ha sido una buena opción para engalanar y personalizar las diferentes habitaciones, para proteger las paredes y que resistan el uso y el desgaste del día a día durante más tiempo o simplemente para renovar y dar un nuevo aire a las habitaciones sin necesidad de reformas. Además, el papel pintado puede emplearse para revestir no solo paredes sino muebles; de modo que podrás personalizar una estantería básica, armarios, cambiar el frente de una cómoda, zapatero o piezas antiguas e incluso algo deterioradas de forma fácil y asequible.

Principales características y ventajas de los papeles pintados vinílicos

¿Qué son los papeles pintados vinílicos? Son aquellos papeles que tienen una base inferior de papel normal y la parte superior, la visible, está formada por una capa vinílica impermeable. Ese acabado vinílico es el que marca sus diferencias y lo convierten en el tipo de papel más demandado.

Esa capa vinílica le ofrece unas ventajas sobre otro tipo de papeles. Por ejemplo, los papeles vinílicos son 100% lavables y los más resistentes de todos los modelos tanto al calor, como a la humedad, al vapor y al desgaste y pequeños roces. También destacan por su alta resistencia a la luz que impide que los colores del papel se vayan degradando con el paso del tiempo.

Todos estos rasgos convierten el papel vinílico en el aliado perfecto para revestir cualquier pared, incluidas las de cocina y baños (exceptuando las zonas con contacto directo con el agua como son el fregadero en la cocina y la bañera o ducha en los baños y la zona de fuego por las salpicaduras de aceite) y estancias con un alto tránsito y que sufren un alto grado de uso y roces.

En definitiva, es el papel pintado más duradero y adaptable a cualquier espacio de la casa.

Cómo elegir papel pintado vinílico

Modo de colocación del papel vinílico

Antes de colocar el papel vinílico, la superficie debe estar limpia, seca y firme. Si la pared cuenta con una pintura de mala calidad o en malas condiciones, es aconsejable reparar los daños -se puede preparar la pared con un fijador y pintura plástica- para que el nuevo papel se adhiera de manera óptima.

Una de las grandes diferencias del papel pintado vinílico respecto al resto del tipo de papeles es precisamente su variedad de formas de instalación. Los papeles vinílicos se pueden colocar de diferentes maneras en función de cómo sea su base -este dato vendrá indicado específicamente en su embalaje-.

- Si la base es papel, es necesario aplicar la cola adhesiva en el papel. Se puede usar una cola universal.

- Si el soporte es tejido no tejido (TNT), es necesario aplicar la cola adhesiva a la pared. Por tanto, el papel estará en seco y se debe ir colocando a medida que la pared se vaya empapando con la cola. Existe un pegamento específico para estos papeles de TNT.

- Y la gran diferencia con el resto de papeles es que el papel vinílico puede ser autoadhesivo. Esto significa que el propio papel ya lleva, en su reverso, el adhesivo necesario para ser colocado sobre la pared directamente, similar a una pegatina, lo cual lo convierte en el tipo de papel más sencillo y rápido de colocar. Este tipo de colocación conlleva otra ventaja: que, al llevar adhesivo, los papeles vinílicos autoadhesivos no necesitan colas ni ningún material de colocación extra ni guardar el tiempo de espera del encolado, con lo cual todo son facilidades.

Pre encolado. Este sistema de colocación se asemeja al funcionamiento de un sello: el papel pintado lleva incorporada una cola sin activar. Esto quiere decir que hay que mojar la base del papel con una brocha humedecida en agua para que se active el adhesivo y poder poner el papel. Este tipo de pegado se puede encontrar en papeles pintados vinílicos, ya que su capa exterior vinílica permite que al humedecerse se pueda extraer la cola que lleva incorporada. Esta opción se puede disfrutar bajo pedido; solo tienes que preguntar a los expertos de las tiendas LEROY MERLIN.

¿Cómo se coloca un papel vinílico autoadhesivoEs tan sencillo como despegar el papel trasero y pegarlo sobre la pared. Esta tarea la puedes realizar de forma manual o ayudarte con una espátula para alisar perfectamente el papel sobre la pared y así conseguir un acabado impecable.

Los papeles autoadhesivos son reposicionables. Esto quiere decir que el papel se puede pegar y despegar las veces necesarias para cuadrarlo y rematarlo a la perfección. Permite rectificar su colocación hasta que quede bien. Además, los papeles autoadhesivos tienen una composición textil que les garantiza el suficiente grado de transpirabilidad como para que no queden burbujas en la pared: si hubiera una burbuja en el papel basta con pasar la mano o la espátula sobre ella para que desaparezca porque el aire se escapa a través del textil.

Puedes ver un ejemplo práctico en el paso a paso que debes seguir para empapelar con papel pintado autoadhesivo.

Cómo elegir papel pintado vinílico

Motivos decorativos

El mundo del papel pintado ofrece una infinidad de posibilidades y, por eso, es muy versátil para optimizar la decoración de una o varias paredes de casa. Esa variedad de composiciones es lo que hace que mucha gente se decante por el papel pintado en lugar de pintura para decorar sus estancias.

El mundo de los papeles pintados abarca tantos estilos decorativos que siempre encontrarás el adecuado para la estancia que desees.

- Hay papeles básicos lisos.

- Los tradicionales de rayas o geométricos. Con ellos puedes crear ambientes clásicos muy armónicos o, por el contrario, vanguardistas y psicodélicos.

Cómo elegir papel pintado vinílico

- Con motivos bucólicos y románticos como florales y vegetales.

Cómo elegir papel pintado vinílico

- Los conectados con el medio ambiente, inspirados en la naturaleza.

Cómo elegir papel pintado vinílico

- Otros basados en la fauna y animales de lo más variopintos.

Cómo elegir papel pintado vinílico

- Y, por supuesto, también están los papeles de temática infantil que abarcan una variedad inmensa: desde flores a dibujos fantásticos pasando por animales y sus superhéroes favoritos o elementos de la naturaleza como estrellas, lunas, bosques.

Cómo elegir papel pintado vinílico

- También encontrarás una modalidad llamada trampantojos que son aquellos papeles que representan una ilusión imitando acabados que, en realidad no son. Son papeles que quieres simular los convencionales revestimientos de paredes, es decir, papeles que imitan materiales como la madera, el ladrillo, mármol o granito, el terrazo, textiles como el lino o naturales como el bambú.

Cómo elegir papel pintado vinílico

- Incluso hay papeles pintados trampantojos que engañan a la vista haciendo creer que la pared está llena de post-it (hojas para escribir notas).

Cómo elegir papel pintado vinílico