Cómo distribuir una cocina  

Por Carlos Acosta

A la hora de diseñar o cambiar tu cocina, conocer diferentes tipos de distribución de cocinas nos ayudará a sacar el mayor rendimiento al espacio disponible. En este post te damos las claves para saber cómo distribuir una cocina.

Una buena forma de empezar con la distribución, es hacerlo según el triángulo de trabajo. Este está formado por tres zonas: cocción, lavado y preparación de los alimentos y almacenaje. Un  croquis te ayudará a elegir la ubicación de estas tres zonas, ya que la zona de cocción debe estar junto a la salida de humos y las conexiones de gas y electricidad, así como la del lavado a los desagües y a la toma de agua. 

Cómo distribuir una cocina

1. Cocina en forma de L

Es la más común y utilizada en cocinas familiares. Emplea dos paredes perpendiculares, unidas por un mueble de rincón. Es ideal para cocinas de cualquier tamaño. Esta distribución es muy cómoda para trabajar, ya que concentra la zona de almacenamiento y refrigeración en las esquinas y ofrece mucho espacio para cocinar e incluso para colocar una mesa de desayuno. La zona de cocción y la de aguas quedan en el centro, de forma perpendicular entre ellas.

Cómo distribuir una cocina

2. Cocina en forma lineal

Es la distribución más sencilla de todas y es ideal para cocinas alargadas y estrechas. Emplea solo una pared y carecen de esquinas. El banco de trabajo se concentra de forma lineal. En este tipo de cocinas, hay más desplazamientos, por ello es recomendable que la zona de cocción esté situada en el centro. El espacio de almacenamiento y refrigeración queda, por tanto, a los lados.

Cómo distribuir una cocina

3. Cocina en forma de U

Utilizada en grandes estancias. Emplea tres paredes de la cocina. De esta forma, el flujo es más cómodo ya que las distancias son más cortas. Esta distribución permite tener un amplio banco de trabajo, además de mucho espacio de almacenamiento. Una de sus ventajas principales es que enlaza las tres zonas de trabajo, llamado también triángulo de trabajo: zona de aguas (fregadero), zona de cocción y zona de almacenamiento (frigorífico). Los tres frentes pueden estar dispuestos sobre las paredes, creando un ambiente cerrado, o bien, uno de ellos puede estar al aire, quedando dos estancias independientes unidas, como la cocina y el salón.

Cómo distribuir una cocina

4. Cocina con isla

Este tipo de cocinas necesitan suficiente espacio, por lo que se recomiendan en cocinas amplias. Pueden emplear una o dos paredes de la estancia. En el centro disponen en paralelo de una banco de trabajo, denominado isla. Este se puede utilizar como espacio de cocción, de fregadero o bien de almacenamiento. También se puede aprovechar como espacio para comer. Es importante que el espacio disponible alrededor de la isla tenga, al menos, 90 cm

En este artículo te ofrecemos algunas ideas para decorar una cocina con isla

Cómo distribuir una cocina

5. Cocina en paralelo

Se trata de cocinas de frentes paralelos que permiten trabajar en dos líneas de trabajo, una enfrente de la otra. Es recomendable que la zona de cocción y de fregadero permanezcan en la misma línea, dejando una pared paralela, para almacenaje y espacio para comer. Es importante que la separación entre ambas paredes sea de unos 120 cm para que la cocina resulte cómoda.

En cocinas pequeñas se puede emplear el frente de almacenamiento y desayuno con muebles de fondo reducido. Generalmente este tipo de distribución es empleada en cocinas industriales, pero en este caso cada frente se utiliza para una zona diferente ya sea de cocción o de fregadero.

Cómo distribuir una cocina

6. Cocina con península

Esta distribución de cocina se utiliza mucho en cocinas grandes o alargadas. Pueden emplear una o dos paredes. La península sale desde un frente de la cocina. Para aprovechar bien su espacio, en ella se suele colocar la zona de cocción o de fregadero. No obstante, otra opción muy común es destinar el espacio que ofrece la península como barra de desayuno o zona de reunión familiar.

Cómo distribuir una cocina

¡Diseña tú mismo tu cocina!

Recuerda que una buena distribución puede ayudar a cambiar la sensación visual de la cocina, sobre todo en viviendas de menor tamaño. Antes de tomar una decisión sobre el tipo de cocina que vas a montar, puedes visualizarla en tu planificador de cocinas en 3D, una herramienta que te puedes descargar y en la que podrás hacer todos los diseños que quieras antes de elegir el que mejor se adapte a tu espacio. Tienes 20 modelos de cocinas Delinia iD disponibles, escoge el que mejor se adapte a tu estilo y necesidades.

En solo 3 pasos

Diseña tu cocina desde cero y hasta el último detalle de una forma muy fácil

Descarga el planificador

Si estás pensando en reformar tu cocina y no sabes por donde empezar, te recomendamos que eches un vistazo a este artículo donde te ofrecemos algunos consejos para reformar tu cocina.