Cómo revestir una pared exterior con friso

Por Leroy Merlin

Los modelos de revestimiento con tratamiento de núcleo a presión son una garantía a largo plazo de entre 10 y 20 años en función de la madera elegida y del acabado superficial. El mantenimiento puede variar en función del tipo de madera. Te aconsejamos que te informes en el momento de la compra.

Descubre cómo revestir una pared exterior con friso en el siguiente vídeo:

¿Qué vamos a hacer?

Te lo contamos paso a paso

Paso 1

¿Cómo preparar la instalación?

- Tras haber colocado una lámina transpirable e impermeable para proteger la pared de la humedad, se colocan unos rastreles homogéneamente espaciados para dejar una cámara de aire. Estos servirán de soporte para las lamas del revestimiento. Dejando un espacio de 20 cm en la parte inferior, evitaremos las salpicaduras de la lluvia.

Cómo revestir una pared exterior con friso

- Con un trazador, marca la línea de inicio para la colocación mantén una distancia de 20 cm respecto al suelo. El aislante de lluvia permite impermeabilizar la pared al mismo tiempo que la deja respirar.  De momento esta membrana impermeable se fija provisionalmente con unos clavos terminando fijada a la pared por los rastreles verticales.

Cómo revestir una pared exterior con friso

- Deberás solapar las capas entre sí unos 10 cm en sentido horizontal y unos 5 cm en sentido vertical. Para instalar el friso en sentido horizontal los rastreles de 40 x 27 mm de sección deberán fijarse verticalmente.

Cómo revestir una pared exterior con friso

- Coloca el primer rastrel en el borde de la pared sobre el protector de lluvia y comprueba su verticalidad antes de fijarlo con tacos para clavar.

- Para mantener la separación entre rastreles que podrá variar entre 30 y 60 centímetros según el modelo de revestimiento corta un listón de guía con esa longitud.

Cómo revestir una pared exterior con friso

- Coloca el siguiente rastrel comprueba su verticalidad y fíjalo con tacos para clavar.

- Puedes impermeabilizar los cortes de los rastreles en la parte inferior y superior de los rastreles.

- Coloca un perfil angular perforado que también servirá para ventilar la parte trasera del revestimiento. Fíjala contra la pared con tacos para clavar.

Cómo revestir una pared exterior con friso

  Para mayor discreción, también puedes colocar el perfil perforado entre la pared y los rastreles.

Cómo revestir una pared exterior con friso

 

Paso 2

¿Cómo instalar el revestimiento?

Existen tres tipos de instalación:

        - La fijación oculta: se usa para las lamas ensambladas estrechas como las del modelo de este vídeo. En este caso, la lámina aislante deberá colocarse en la parte alta del bisel.

Cómo revestir una pared exterior con friso

        - La fijación vista: se utiliza en el caso de las lamas ensambladas estrechas. Para ello, la fijación de la lámina aislante se pondrá a unos 15 mm del fondo de la ranura.

        - La fijación vista se utiliza para las lamas ensambladas anchas. Para ello se necesitan dos fijaciones de la lámina aislante a un tercio y a dos tercios del ancho de la lama Instala el perfil de inicio en la parte inferior de los rastreles comprobando su correcta horizontalidad con el nivel de burbuja. Realiza un corte biselado para un ángulo hacia adentro o un corte recto para un ángulo hacia fuera.

Cómo revestir una pared exterior con friso

A continuación, coloca la primera lama sobre el perfil de inicio con la lengüeta hacia arriba dependiendo del modelo el friso se podrá fijar con tornillos o clavos ocultos o a la vista o mediante sistema de machihembrado. En este caso utilizamos clavos de acero inoxidable que clavar hemos en la madera del rastrel a 22 mm con los espesores respectivos de 19 mm para el revestimiento y de 27 mm para los rastreles unos clavos de 45 mm irán perfectos.

Cómo revestir una pared exterior con friso

Inserta los clavos inclinados con respecto a cada rastrel en la parte inferior de la lengüeta para que la lama siguiente los oculte al encajar. Las lamas se encajan en el extremo a lo largo. No es necesario apretar las lamas unas con otras. De hecho conviene dejar una ligera separación para la dilatación de la madera.

Cómo revestir una pared exterior con friso

CONSEJO: Las zonas de cortes del revestimiento tratado o pintado no deben convertirse en puntos débiles. Aplica el mismo tratamiento de acabado en las zonas de corte antes de fijar los revestimientos rectificados.

- Encaja la lama de la siguiente fila ayudándote de su propio peso para que encaje en la ranura con la ayuda de una cuña y el martillo.

Cómo revestir una pared exterior con friso

- Aplica el mismo principio para la lengüeta y frente a cada rastrel. Procura intercalar las uniones de las lamas para que no coincidan de una fila a otras.

Cómo revestir una pared exterior con friso

 

Paso 3

¿Cómo tratar las zonas delicadas?

- Puedes utilizar un perfil de ángulo entrante para ocultar la unión o, como en este caso, también puedes cortar la lama al bies para así unir dos cantos y obtener un ángulo muy discreto.

Cómo revestir una pared exterior con friso

- En los ángulos salientes puedes utilizar un guardavivos o realizar un cuidadoso corte biselado.

Cómo revestir una pared exterior con friso

CONSEJO: Los guardavivos en las esquinas las protegen en caso de golpes y aportan un buen remate.

Materiales y herramientas

  • Lámina transpirable e impermeable
  • Revestimiento o friso
  • Rastreles
  • Perfil angular perforado de acero
  • Perfiles de inicio
  • Clavos de acero inoxidable
  • Tacos para clavar
  • Tornillos
  • Perfiles en ángulo
  • 1 metro
  • 1 mira
  • 1 nivel de burbuja
  • 1 trazador
  • 1 martillo
  • 1 serrucho
  • 1 sierra de ingletar