Cómo solucionar un problema de humedades paso a paso

Por Leroy Merlin

Uno de los problemas más graves que pueden afectar a tu casa son las humedades. Provocan daños graves en la estructura, deterioran los materiales y son perjudiciales para la salud de las personas. Por eso, es necesario hacerle frente desde el origen: el suelo, las paredes o el tejado.

Si tu vivienda está afectada por un problema de humedades, lo mejor que puedes hacer es tratar de solucionarlo cuanto antes. Es importante no dejar pasar el tiempo y acabar con la humedad antes de que el problema sea más grave.

Sin embargo, existen diferentes tipos de humedades que pueden afectar a las viviendas, por lo que lo primero que hay que hacer es descubrir cómo es la humedad que has de combatir, ya que cada una de ellas requiere de una solución diferente.

En este vídeo te explicamos cuáles son las humedades más frecuentes y cómo solucionarlas.

¿Cuántos tipos de humedades existen?

Existen diferentes tipos de humedades, además de las que se producen por un accidente, del tipo de una rotura o una avería puntual. 

  • Humedades por capilaridad: suelen producirse por una falta de drenaje y de aislamiento en el terreno que rodea los cimientos y el arranque de los muros. Los materiales de obra porosos, como ladrillos, piedra, madera absorben la humedad y esta sube hacia arriba. Se deben, generalmente, a una mala ejecución de la obra. Además, son las humedades más difíciles de solucionar, ya que es necesario acometer una compleja reforma que anule las causas.
    • Solución: hay que hacer un drenaje perimetral en la casa e impermeabilizar correctamente cimientos y muros.
  • Humedades por filtraciones: están provocadas por filtraciones de agua a través de juntas o grietas en la fachada, por revocos que no son impermeables, que están en mal estado o por roturas internas de canalizaciones de agua.
    • Solución: es necesario localizar y reparar la avería se encuentre donde se encuentre, ya sea en una tubería, grifo, lavadora, lavavajillas, etc. O puede que haya que sellar las grietas de la fachada y aplicar un nuevo recovo impermeable y transpirable. Es conveniente reforzar la pared con tratamiento hidrofugante.
  • Humedades por condensación: este tipo de humedad resulta muy frecuente. Se produce debido a un mal aislamiento de los muros y de los cerramientos de la vivienda, así como a una escasa o nula ventilación de los interiores. Cuando la humedad ambiental es elevada se produce mucho vapor de agua que, al contacto con las superficies muy frías de los cristales de las ventanas o las paredes, se transforma en gotas de agua. El resultado son manchas de moho y eflorescencias en los muros, en los techos, etc.
    • Solución: extremar la ventilación diaria, y mejorar el aislamiento en los muros que tengan contacto con el exterior, para tratar de evitar los cambios drásticos de temperatura entre interior y exterior. Instalar ventanas con rotura de puente térmico también es una solución adecuada.
¿Qué vamos a hacer?

Te lo contamos paso a paso

Paso 1

Cómo solucionar la humedad por capilaridad

1.1 El primer paso será eliminar el revoco o el enfoscado existente hasta llegar al ladrillo del muro. Hay que quitar cualquier resto de humedad en el revoco, así como el revestimiento deteriorado. Se debe eliminar el enfoscado al menos unos 50 cm por encima de la línea de humedad.

¿Cómo tratar las humedades?

1.2 Realiza taladros en la línea de la marca de humedad, aproximadamente a unos 15 cm del suelo. La broca apropiada es la de 12 mm y la separación entre los orificios ha de ser de unos 12 cm. La profundidad del agujero debe ser del 90 por ciento del grosor del muro, sin llegar a taladrarlo completamente.

¿Cómo tratar las humedades?

1.3 Después de hacer los agujeros con el taladro, es necesario limpiar con un soplador en cada uno de los orificios, para quitar el polvo existente y que este no impida la propagación del producto antihumedad.

¿Cómo tratar las humedades?

1.4 Ahora es el momento de inyectar el producto antihumedad. Corta con cuchilla el plástico del bote, secciona también la cánula a medida y coloca el tubo en la pistola.

¿Cómo tratar las humedades?

1.5 Para inyectar el producto es necesario meter la cánula en el agujero y presionar hasta que la pasta rebose 1 cm por el orificio. Retira la pistola y repasa con la espátula para igualar con la pared.

¿Cómo tratar las humedades?

 

Paso 2

Reparar la superficie

2.1 Una vez resuelto el problema de humedades por capilaridad, es necesario reparar el revestimiento de la pared. Para ello comienza por limpiar los ladrillos con un cepillo de cerdas duras hasta eliminar todos los residuos del salitre existente.

¿Cómo tratar las humedades?

2.2 Aplica con brocha o rodillo un producto antisalitre en toda la superficie y deja secar. Tendrás que dar las capas necesarias recomendadas por el fabricante.

¿Cómo tratar las humedades?

2.3 Con este tratamiento, la pared ya está preparada para un nuevo revestimiento, ya sea un mortero impermeabilizante o una nueva capa de yeso.

Materiales y herramientas

  • Tratamiento para capilaridad
  • Limpiador anti salitre
  • Mortero antihumedad
  • Pintura al silicato
  • Herramientas de albañil
  • Taladro
  • Cepillo de cerdas duras