Seguridad en el dormitorio

Por Leroy Merlin

Lo principal en el dormitorio es tener las cosas a mano, sobre todo las que más se utilicen. Pero, además, es muy importante poder acostarse y levantarse de la cama con facilidad.

  • Todo a mano. Los interruptores de la luz y el teléfono deben ser fácilmente accesibles desde la cama. Asegúrate de que la lámpara de la mesilla es estable o, mejor todavía, sustitúyela por un aplique de pared. Es aconsejable evitar colocar objetos en alto para no tener que recurrir a escaleras y taburetes.
  • Una cama accesible. La cama debe tener la altura adecuada para poder acostarse y levantarse sin esfuerzo. La altura mínima recomendada es de 45 cm. Para adaptar la altura se pueden cambiar las patas del somier por unas regulables.
  • Objetos sólidamente sujetos. No olvides revisar periódicamente la fijación del cabecero, los espejos, cuadros, el televisor y las estanterías.
Dormitorio seguro para tus padres

Mando en mano

Los automatismos son un gran recurso tecnológico de gran ayuda en el dormitorio.

  • Con un mando a distancia no solo se puede controlar la televisión y el aire acondicionado, sino también regular la intensidad de las luces, subir y bajar las persianas, correr o abrir las cortinas, apagar o encender una estufa eléctrica…