Lo que debes saber del oxígeno activo como tratamiento para tu piscina 

Por Leroy Merlin

Tradicionalmente el cloro ha sido el elemento utilizado para el mantenimiento del agua de las piscinas. Sin embargo, en los últimos tiempos está aumentando el uso de una alternativa más saludable para la salud de tu familia y del medio ambiente: es el oxígeno activo. ¿Quieres conocer esta opción para disfrutar mejor de tus baños en la piscina?

¿Qué es y cómo funciona el oxígeno activo?

El oxígeno activo o monopersulfato potásico es un oxidante que, en contacto con el agua, libera un oxígeno que se combina con la materia orgánica deteniendo su actividad y destruyéndola sin generar residuos. Esta opción permite desterrar el uso del cloro.

Entre sus ventajas destacan que este proceso no irrita la piel ni los ojos, no hace amarillear el pelo, es respetuoso con el medio ambiente y mantiene a las avispas lejos del agua de tu piscina. Además, puede usarse junto a alguicidas y floculantes sin ningún problema y es compatible con las depuradoras de las piscinas de cloro.

Aunque puede llevarse a cabo perfectamente en piscinas descubiertas, la desinfección mediante oxígeno activo está especialmente recomendada en las cubiertas, ya que con ella se evitan los vapores del cloro y las molestias que estos pueden producir en un lugar cerrado a personas con sensibilidad.

¿Cuándo debes aplicarlo? El oxígeno activo se aplica directamente en el agua y el momento ideal de uso es al final del día, cuando hace menos calor, ya que se evapora fácilmente; de hecho, en días de temperaturas muy altas deberás incrementar la dosis que echas en tu piscina.

Lo que debes saber del oxígeno activo como tratamiento para tu piscina

Mantenimiento 

Como en todos los métodos de desinfección (cloro, cloración salina) hay trabajos de mantenimiento diarios y semanales que son indispensables para conservar tu piscina perfectamente acondicionada hasta el final de la temporada y evitar posteriores problemas como una invasión de algas.

1. Tareas diarias

a) Limpieza

Es fundamental para prevenir la proliferación de gérmenes y algas.

  • Debes ocuparte a diario de que el borde del vaso esté limpio. Cepíllalo en sentido contrario a la piscina y pasa un buen chorro de agua.
  • Utiliza el recogehojas siempre que veas algún resto vegetal o insecto en el agua.

b) Tratamiento del agua

  • ¿Qué cantidad de desinfectante debes aplicar? Si utilizas oxígeno activo en pastillas, dependiendo de las marcas, deberás hacer aportes diarios o cada 2 o 3 días. Pon una pastilla de 20 gr por cada 5 m3 de agua. Si utilizas oxígeno líquido, el aporte es semanal.
  • Mide los niveles de pH y de oxígeno activo todos los días. Es muy importante que el pH esté entre 7,2 y 7,6 para que el oxígeno activo sea eficaz.
Lo que debes saber del oxígeno activo como tratamiento para tu piscina

 

  • Conecta la depuradora todos los días, al menos 8 horas diarias, preferiblemente cuando nadie se bañe durante el día; siempre en una sola vez y que el total del agua pase por el filtro, al menos, dos veces al día. Cuando utilizamos oxígeno como desinfectante, es recomendable aumentar las horas de filtración para evitar la acumulación de materia orgánica y ayudar a la desinfección.
Lo que debes saber del oxígeno activo como tratamiento para tu piscina

 

  • Al comienzo de la temporada, según los resultados de las mediciones, puedes ir ajustando tanto las dosis de químicos como el tiempo que debe estar funcionando tu depuradora.

2. Tareas semanales 

a) Limpieza

  • Pasa el limpiafondos todas las semanas: limpia bien el suelo y las paredes de la piscina, incidiendo en la línea de flotación. Si esta tiene una marca que no se quita con el aparato mecánico deberás frotar con un cepillo y un producto específico.
  • Limpia el filtro. Si es de cartucho, sácalo y aplícale un chorro de agua a presión.
  • Revisa la arena del filtro. Si tiene muchos depósitos en la capa superior, quítalos con la mano y remuévela un poco.
  • Limpia la zona que rodea la piscina, los rebosaderos, el plato de ducha y su desagüe.
Lo que debes saber del oxígeno activo como tratamiento para tu piscina

b) Tratamiento del agua

  • Si la desinfección con oxígeno activo la realizas con líquido, debes hacer los aportes semanalmente. La dosis es el equivalente a 40 ml por metro cúbico al día, por lo que es aconsejable que uses un dosificador automático, igual que un medidor y dosificador automático de pH.
  • Controla el pH. Si observas que tiene tendencia a elevarse, incrementa ligeramente la dosis semanal de oxígeno activo.
  • Aplica alguicida una vez por semana al principio de la temporada y, después, cada dos semanas.
  • Si notas turbiedad en el agua, pon un floculante.
 
Lo que debes saber del oxígeno activo como tratamiento para tu piscina