Optimiza el consumo de agua en la cocina

Por Leroy Merlin

La cocina es el segundo lugar dentro de casa donde más agua gastamos: fregar, lavar la ropa, cocinar… suponen un gran consumo de agua que puedes reducir con los dispositivos adecuados.  

Cada vez que abrimos el grifo, damos salida a todo el caudal de agua. Pero si lo equipas con un aireador puedes ahorrar hasta un 50% de agua. Estos productos son económicos y se colocan fácilmente en la boca del grifo. Mezclan el agua con aire reduciendo el caudal, pero sin disminuir el confort y la sensación de cantidad de agua. Hay también modelos especiales para grifos de cocina extraíbles, que disponen de una manguera flexible.

Otra opción para reducir el consumo de agua en el grifo de la cocina es colocar un limitador de caudal en el latiguillo, el tubo flexible que comunica la tubería del agua con el grifo. Este dispositivo reduce la cantidad de agua que pasa por la tubería y permite ahorrar hasta un 30% de agua.

Si el grifo de tu cocina tiene mandos independientes para el agua fría y la caliente, sustituirlo por uno monomando evitará que derroches agua al controlar la apertura y mezcla de agua con una sola palanca. Los que tienen sistema de apertura central fría contribuyen además al ahorro energético. Cuando abres el grifo en la posición central el agua sale fría y no templada, por lo tanto la caldera no se enciende, con el ahorro que eso supone.

Optimiza el consumo de agua en la cocina

A pesar de lo que mucha gente cree, se consume menos agua lavando los platos en un lavavajillas que si lo haces a mano. Por ejemplo, para lavar a mano la vajilla de 4 personas se consumen unos 80 litros de agua. Sin embargo, un lavavajillas eficiente puede hacerlo con solo 6 litros. Para elegir un lavavajillas eficiente, fíjate en la etiqueta energética que, además de otros datos como el consumo de energía, indica el consumo de agua en litros de agua al año.

La lavadora consume más agua que el lavavajillas, pero si eliges una eficiente estarás ahorrando cientos de litros de agua al año en comparación con el gasto que supone usar una lavadora menos eficiente. La etiqueta energética de las lavadoras indica el consumo de agua del aparato en litros de agua al año.

Como en todos los aparatos, la eficiencia de la lavadora y del lavavajillas también depende del buen uso que hagas de ellos. Al poner la lavadora, llénala del todo, emplea programas económicos, lava en frío o a baja temperatura y limpia periódicamente los filtros. En el caso del lavavajillas, evita aclarar los platos antes de meterlos, llénalo antes de usarlo y elige el programa más económico.

Optimiza el consumo de agua en la cocina

Otros consejos para ahorrar agua en la cocina son no descongelar los alimentos bajo el grifo, sácalos del congelador el día anterior y colócalos en la nevera; guardar una botella en la nevera, de esta forma evitarás dejar el grifo abierto esperando a que salga agua fresca; cerrar el agua mientras friegas los platos, si lavas la vajilla a mano, mantén el grifo cerrado mientras enjabonas y abre solo para el aclarado; y llenar menos el cubo para fregar, con un tercio del cubo es suficiente.