Perejil: la aromática versátil para todos tus platos

Por Leroy Merlin

El perejil es un condimento que se puede aderezar y complementar todo tipo de platos: sopas, pescados y mariscos, ensaladas, pastas o incluso tomarse como bebida depurativa en infusión. Conoce más sobre esta planta culinaria.

Fuente de salud

  • Destaca por su contenido en potasio, un mineral que reduce la tensión arterial y el riesgo de sufrir enfermedades cardiovasculares.
  • Rico en vitamina K y C. El perejil tiene 3 veces más vitamina C que la naranja.
  • Contribuye a mejorar la salud ósea gracias a su contenido en calcio y magnesio.
  • 100 gramos de perejil contienen la mitad de la cantidad diaria de hierro recomendada para un adulto.
  • La infusión de perejil es una bebida diurética y depurativa.
Perejil: la aromática más versátil

Cómo plantar tu planta de perejil en 7 pasos

Ya tienes lo más importante, las semillas… el perejil es una aromática resistente que se puede cultivar durante todo el año y que apenas necesita mantenimiento ni herramientas.

  1. Macera las semillas. Antes de plantar las semillas de perejil ponlas en remojo (en agua templada) durante 24 horas.
  2. La importancia del sustrato. El perejil necesita una tierra rica en materia orgánica (como estiércol o mantillo). Además debes asegurar que drene bien para evitar el encharcamiento.
  3. Entierra la semilla en la tierra. A 1 cm de profundidad, coloca el tiesto (de como mínimo 12 cm de ancho, largo y alto) en un lugar soleado. También puedes plantar tus semillas directamente en el suelo. En este caso desmenuza los terrones antes de la siembra y deja un espacio entre semillas de unos 25 cm.
  4. Riego. El perejil necesita un terreno ligeramente húmedo. Lo recomendable, en términos generales, es un riego frecuente pero en pocas cantidades
  5. ¿Cuándo empieza a nacer la planta? La germinación varía en función de la época de siembra. En las zonas frías tarda alrededor de un mes, y en las cálidas unas dos semanas.
  6. Cuidado con las heladas y las bajas temperaturas. La temperatura ideal para el desarrollo del perejil son los 15-25°C. En invierno o en climas fríos es mejor mantenerla en el interior de casa, en una zona luminosa.
  7. Corta las hojas y disfruta del sabor de tu propio perejil. Puedes empezar a recolectarlo a los 2 meses de la siembra si esta ha sido en verano, y unos 3 meses después en las siembras de invierno.
Perejil: la aromática más versátil

Cuidados del perejil

El perejil es una planta bastante resistente, amante de la luz y del agua. Colócala en una zona iluminada, con unas 4 o 6 horas de luz directa al día. En cuanto al riego, al perejil le gusta la humedad, por lo que es preferible que el sustrato esté siempre húmedo (no encharcado, ya que podría provocar la pudrición de las raíces). Puedes plantarla tanto en una maceta, como en el jardín.

Durante el segundo año –el perejil es una planta bianual– arranca el tallo de las flores en cuanto empiecen a aparecer. Retira también las hojas y ramas secas para que tu perejil luzca siempre sano.