La escalera más práctica para cada trabajo: acierta al elegir

Por Leroy Merlin

Hay una escalera con diseño y prestaciones qeu se adaptan a cada uso concreto. Te contamos cómo son y cuál es la indicada para ti: así podrás convertir la escalera portátil en una gran aliada tanto a la hora de realizar tareas de mantenimiento en el hogar como para trabajos profesionales.

Un tipo de escalera para cada necesidad

¿Escalera doméstica o profesional?

El uso al que va a ir destinada la escalera es el principal aspecto que se debe valorar antes de la compra. ¿La vas a emplear en reparaciones del hogar de forma ocasional, por ejemplo, para colocar una lámpara o una cortina?, ¿o va a convertirse en una herramienta profesional a la que darás un uso intensivo?

Modelos de tijera sencillos son los indicados para trabajos habituales en el hogar. La escalera debe contar con peldaños anchos, una plataforma superior para permanecer de pie y un asidero de remate que aporta seguridad. También puen llevar barras laterales, on el fin de reforzar la seguridad al subir o bajar con carga.

Modelos semiprofesionales o profesionales, por su parte, permiten llegar a una altura de entre 3 y 6 metros y soportan entre 120-150 kg. Hay un abanico variado dentro de esta familia.

Un tipo de escalera para cada necesidad

En distintos materiales

Las escaleras pueden estar fabricadas en madera, aluminio, acero, acero-aluminio y fibra de vidrio. Las de aluminio resultan muy ligeras, además de ser las más empleadas en todos los ámbitos. Las de acero pesan más, aunque al ser muy “de batalla”, aguantan mejor golpes y manchas. Las mixtas acero-aluminio están a medio camino entre ambos materiales. En cuanto a las de fibra de vidrio, las más livianas de todas, presentan la ventaja añadida de que no conducen la electricidad. ¿Qué tipo de escalera es mejor para cada trabajo? Te lo contamos a continuación.

Bricolaje en casa

Una buena escalera de tijera es suficiente para los trabajos de mantenimiento y reparaciones básicas que se hacen en el hogar: cambiar una lámpara, poner una barra de cortina, colocar un estor. Hay escaleras de 3, 5, 6, 7 y 8. Lo recomendable es elegirla con un mínimo de 5 peldaños.

Un tipo de escalera para cada necesidad

Pintar paredes y techos

Los pintores optan por la escalera de madera por una serie de razones. En primer lugar, este modelo es bastante estable para subir cargado con el bote de pintura y las herramientas necesarias. Además, permite clavar ganchos en los largueros de la escalera para sujetar el cubo a la altura del operario. Y, en tercer lugar, porque la madera absorbe con facilidad las gotas que caen y, así, se minimizan los posibles resbalones. Pero si de lo que se trata es de pintar una superficie grande, por ejemplo, la fachada de una casa, resulta más recomendable una escalera transformable en andamio, ya que no será necesario moverla continuamente de lugar, y el usuario tendrá una mayor superficie de apoyo para los recipientes y las herramientas.

Un tipo de escalera para cada necesidad

Trabajos de electricista

Son tareas que exigen máxima seguridad, de ahí que las escaleras más adecuadas para los trabajos de electricista sean las de fibra de vidrio, ya que no conducen la electricidad y se reduce a cero el riesgo a causa de descargas eléctricas. Lo importante en estas escaleras es el material de fabricación, en fibra de vidrio. Además, son además muy livianas, por lo que resultan muy prácticas para los trabajos en altura.

Un tipo de escalera para cada necesidad

Indicadas para jardinería

Las escaleras articuladas o multifunción son perfectas para realizar los distintos trabajos de jardinería, desde cortar setos a podar árboles, ya que pueden adoptar distintas formas gracias a que sus piezas están unidas en puntos articulados con cierre automático, esto permite mover cada una por separado y colocarla de una forma o de otra. Se convierten así en escaleras de tramo, de tijera, plataformas tipo pasarela, o incluso telescópicas, pues se regulan en altura gracias a tramos extensibles. Para adaptarlas a terrenos irregulares, solo hay que sacar una de las patas mejorando así la estabilidad. Esto resulta de gran ayuda en jardines sin pavimentar, con césped o tierra. Los setos clásicos suelen medir unos dos metros, por lo que una escalera de 1.2 m resulta suficiente para que el usuario alcance de pie a cortar la parte superior y tenga suficiente visibilidad. Los andamios domésticos también permiten cortar setos de forma segura, siempre que se adapten a la configuración del terreno y a la altura de trabajo.

Un tipo de escalera para cada necesidad

Trabajos en altura

Las escaleras transformables son una buena elección para hacer todas aquellas tareas que se realicen a 2 metros o más de altura, como limpiar un canalón o reponer una teja en el tejado, por ejemplo.  Los modelos transformables pueden ser de dos o tres tramos prolongables, para utilizarlos como escalera de pared o de tijera y van dotados de elementos de seguridad: la barra anticierre y la estabilizadora (se incluye por normativa cuando la escalera alcanza más de 3 metros de altura). El fabricante Hailo es el único que ofrece esta barra estabilizadora con un diseño curvo, resulta muy práctica para superar desigualdades en el pavimento. El modelo transformable de 3 tramos por 9 peldaños es una buena opción para realizar la mayoría de trabajos. La marca Faraone ofrece también magníficos diseños, con peldaños más anchos y estructura más robusta

Un tipo de escalera para cada necesidad

Las escaleras telescópicas de un tramo  también son muy prácticas para este tipo de trabajos. Se utilizan apoyadas en la pared y se repliegan como un acordeón en un solo tramo, cerradas apenas ocupan y abiertas por completo pueden alcanzar los 4 m. Se puede elegir la altura extendiendo solo los peldaños necesarios: su sistema de bloqueo va provisto de indicadores en color rojo o verde que van marcando los que se abren, así como si es posible desplegar el siguiente. Las telescópicas cuentan con un útil sistema de cierre antipellizco y, una gran ventaja: resultan muy ligeras y fáciles de transportar. La altura que alcanzan puede ser de 2.90 m, 3.20 m y 3.80 m.

Un tipo de escalera para cada necesidad

Productos de calidad testados

Todas las escaleras de LEROY MERLIN cumplen las normativas exigidas por la UE y se someten a pruebas de laboratorio que garantizan su calidad y seguridad. En las etiquetas de los productos y en el embalaje de los mismos se indica a qué tipo de trabajo van destinadas y cómo deben usarse. Esta información, explicada de forma sencilla con dibujos y leyendas, ayuda enormemente en la elección de la escalera más adecuada. Es fundamental consultarla antes de la compra.