Cómo elegir nivelación manual y láser

Los niveles son una de las herramientas más necesarias en cualquier taller de bricolaje para hacer trabajos de nivelado tanto en tareas sencillas, como colgar un cuadro o unas barras de cortinas, hasta en las más complejas, como alicatar y soldar, instalar una chimenea o realizar rozas para cables. Los tradicionales modelos de burbujas están dejando paso a los niveles láser, que garantizan un nivelado perfecto y otras prestaciones muy útiles.

Los niveles de burbuja son imprescindibles para trabajos de bricolaje como colgar cuadros, barras de cortina o estanterías, alicatado o colocación de rodapiés.

Cómo elegir nivelación láser y manual

Los niveles láser son más precisos que los tradicionales y permiten trazar líneas pero su precio es más elevado.

Cómo elegir nivelación láser y manual

Niveles de burbuja ¿qué son?

También llamados de construcción porque su uso más habitual sigue siendo en trabajos de albañilería. Aunque hay muchos tamaños y formas para tareas más concretas, todos se basan en el sencillo principio de la burbuja dentro de una cápsula con agua o vial. Suelen fabricarse en aluminio o aleación, pero también los hay de material plástico.

Cómo elegir nivelación láser y manual

Usos

  • Trabajos de albañilería, fundamentalmente solado y alicatado y colocación de rodapiés.
  • Colgar cuadros, barras de cortina y estanterías.

Ventajas de los niveles de burbuja

Son los más asequibles; los hay de muchas longitudes y muchos llevan dibujada una regla, muy útil para marcar, por ejemplo, la posición de las hiladas de azulejos. En albañilería supone una gran ventaja que, a la vez que se comprueba el nivelado, se pueda golpear sobre el mismo con el mazo de goma para corregir la posición de las piezas.

Prestaciones

Hay niveles de burbuja de dos viales, uno horizontal (180º) y otro vertical (90º) pero existen modelos que incorporan varios viales verticales y alguno a 45º, para marcar ángulos.

Suelen permitir su agarre mediante orificios ergonómicos en forma de asa y algunos pueden colocarse en tornillos provisionales, mediante dos orificios, para dejar las manos libres para marcar.

Tipos de niveles manuales

  • Mini nivel: muy ligero, ideal para pequeños trabajos como colgar cuadros o estanterías.
  • Nivel de varias burbujas: disponible en medidas desde 225 hasta 1.500 mm, para los trabajos de mayor envergadura.
  • Nivel de tubos: diseñados para 'abrazar' los tubos de diferente grosor a la hora de nivelarlos tanto horizontal como verticalmente.

Gracias a unos potentes imanes, se sujeta firmemente a los postes metálicos.

  • Nivel plegable: ideal para la nivelación de postes ya que se puede abrir y quedar plano para adaptarse a distintas medidas. Se puede adherir a superficies metálicas mediante sus imanes y a otro tipo de superficies mediante potentes gomas.

Consejos de uso

Cuando estés haciendo trabajos en el exterior, no dejes nunca el nivel de burbuja al sol mucho tiempo. El agua del vial se puede calentar y fugarse o descompensarse la cápsula.

Niveles láser

Son los más precisos y sofisticados para comprobar la nivelación, pero también para el trazado de líneas, ya que el láser proyecta su luz sobre cualquier superficie, permitiendo, en los modelos más completos trazar dos líneas al mismo tiempo, paralelas o cruzadas. Los modelos más sencillos y los precios, cada vez más asequibles, les están haciendo ganar terreno en el bricolaje del hogar.

Cómo elegir nivelación láser y manual

Cómo funcionan

Estas herramientas se llaman niveles láser porque permiten proyectar una luz láser que sirve de guía para la realización de diferentes trabajos, pero la medición se hace por otros mecanismos (manual o automáticamente), incluso en algunos niveles láser, mediante el sistema de burbuja.

Usos

  • Trabajos comunes dentro del hogar, como colgar cuadros, especialmente si se quiere alinear con otros que ya hay en la pared.
  • Montaje de muebles de cocina.
  • Colocación de enchufes e interruptores.
  • Sacar rozas.
  • Poner cenefas, baldosas y azulejos o empapelar son algunos de los trabajos que harás más cómodamente con los niveles láser.

Ventajas de los niveles láser

Sencillez de su manejo y las posibilidades que tienen, ya que muchos modelos incorporan prestaciones como detector de metales, memorias de registro, medidor de ángulos, rotación, etc.

Tipos de nivel láser

  • Manuales: se utilizan como los tradicionales, posicionándolos sobre la superficie o elemento a nivelar y moviéndolos manualmente arriba o abajo, para conseguir la nivelación. Una vez lograda esta proyectan las líneas, de entre 3 y 5 metros de longitud.
  • Autonivelantes: un sensor electrónico es el encargado de comprobar la nivelación, que se muestra en un display. Se posiciona, se espera unos segundos y aparece la medición, con un margen de error inferior a 4º. Los niveles autonivelantes pueden ser a su vez:
  • De pared: unos potentes imanes permiten fijarlos a una superficie metálica, por lo que incorporan una placa metálica sobre la que colocar el nivel láser. La placa se puede fijar al muro mediante adhesivo de doble cara, pinchos especiales para fibra-yeso o madera e incluso con tornillo provisionalmente. Puede proyectar líneas en ángulo y suelen incorporar detección de metales y estructuras.
  • De trípode: apoyado en patas extensibles, fácilmente transportables, permite nivelar distintas zonas sin mover el aparato y proyectar varias líneas a la vez.

Consejos de uso

No todos los niveles láser pueden usarse en el exterior. Si vas a hacer trabajos en la fachada, asesórate antes de los modelos que te irán bien.

No enfoques nunca directamente a los ojos la luz láser, puede ocasionar molestias incluso a larga distancia. Algunos modelos incorporan gafas para apreciar mejor las líneas trazadas.