5 ejemplos de baños grandes bien aprovechados. ¡Sácales chispas!

Un baño grande es un auténtico lujo. Con sitio para moverse, zonas diferenciadas y esas bañeras y duchas que tanto nos gustan... A la hora de decorarlo, hay que tener en cuenta ciertos aspectos para lograr que resulte acogedor. Estos cinco ejemplos te ayudarán a inspirarte.

1. Baños grandes y luminosos: apuesta por los tonos neutros

Los baños grandes resultan más alegres y aprovechan mejor la luz. Puedes aumentar esta sensación con tonos neutros y claros en las paredes; por ejemplo, los grises funcionan muy bien. No decores todas las paredes en el mismo color y acabado: si delimitas visualmente la zona de la ducha con un alicatado que combine bien con el resto, crearás interés. Para las notas de color, ¿qué tal una madera clara? Combina muy bien con cualquier tono y estilo y aporta calidez. Siempre puedes añadir detalles alegres con plantas verdes (naturales o artificiales), toallas y accesorios decorativos en colores vivos.

5 ejemplos de baños grandes bien aprovechados

2. ¿Baños amplios? ¡No renuncies a la bañera!

Una de las tendencias más populares en los baños actuales son las duchas de obra. Muchas reformas eliminan la bañera de toda la vida para ampliar así el espacio y hacerlo más funcional. Pero si tu baño es grande, ¡puedes tener un “dos por uno”! Conserva la bañera y añade una cabina de ducha en otra zona. Las bañeras no solo permiten disfrutar de los momentos de relax más agradables; también aportan un estilo glamuroso al ambiente. Fíjate qué bien queda el revestimiento en azulejos blancos “metro” que rodea a esta bañera. Le aporta al baño un look industrial y retro, lleno de encanto. ¿Te lo imaginas en la tuya?

5 ejemplos de baños grandes bien aprovechados

3. Un paraíso para dos. Baños grandes con dos lavabos.

¡Cuántos “choques” se producen en el baño! Un miembro de la pareja se lava los dientes, el otro se quiere afeitar… Si compartes baño y tienes espacio, no lo dudes: decídete a colocar un lavabo doble. Puedes elegir un mueble con lavabo de doble seno, dos lavabos de sobreponer sobre una encimera, un lavabo extra-grande con dos griferías… Y para un baño espectacular, apúntate esta idea: coloca dos muebles de lavabo enfrentados en colores que contrasten. Te quedará tan bonito como el de esta foto.

5 ejemplos de baños grandes bien aprovechados

4. Baños grandes con duchas de obra. Separa con colores.

Las duchas de obra son perfectas para baños pequeños y medianos, pero también para los más grandes. De hecho, en estos espacios es posible crear diseños muy atractivos que revalorizarán la vivienda. Los baños grandes con ducha de obra invitan a revestir el espacio de la ducha con baldosas o piezas que generen contraste. Es una buena solución para independizar visualmente el espacio, evitando que quede demasiado vacío. Escoge platos de ducha a ras de suelo de tamaño XXL; también puedes revestir el suelo con el mismo material que las paredes (gres porcelánico, gresite…) para crear una sensación de continuidad. Y para rematar, una mampara de cristal templado aportará estanqueidad a la zona y dejará pasar la luz.

5 ejemplos de baños grandes bien aprovechados

5. Baños grandes multiusos con espacio para toda la familia.

El cuarto de baño familiar puede convertirse en un caos. Sobre todo, si los metros escasean. Frente a los espacios pequeños, los baños grandes multiusos son engranajes perfectos donde todo tiene su lugar y no hay lugar para el conflicto. Si tu baño es grande, inspírate en esta foto para distribuirlo. Por un lado, el mueble de lavabo (si tiene dos senos, mejor). En otra pared, un gran mueble con poco fondo donde guardarlo todo a mano. La bañera de los más pequeños convive con una cabina de ducha para los adultos. Y en las paredes, un atrevido revestimiento a dos colores (azul y arena) que destila elegancia y alegría. ¡Un 10 en decoración y funcionalidad!

5 ejemplos de baños grandes bien aprovechados