Una cocina abierta al salón y con un acabado de vanguardia 

Una cocina de imagen antigua es el punto de partida para transformar por completo el espacio en un lugar integrado en el salón, donde las tareas de preparación y cocinado se comparten. Jaime y Rocío querían que fuera de diseño, muy actual y al mismo tiempo práctica. ¡Y sin perder el office! Afrontamos el reto.

Con 9 metros cuadrados, la cocina de Jaime y Rocío pedía a gritos una remodelación. Aunque con mucha capacidad de almacén, su imagen se había quedado anticuada. Además, al adquirir la vivienda, siempre habían pensado en integrar la cocina en el salón así que ahora se presentaba la oportunidad para dar forma a su sueño y crear un nuevo espacio mucho más actual e incorporado al salón, en el que compartir momentos con los invitados mientras unos preparan la mesa y otros ultiman la comida.

El reto era que el conjunto resultase estético, a juego con el resto de la decoración, aunque sin perder la practicidad, de ahí que cada elemento se elija con mucho cuidado. Y sin renunciar al office que usan a diario para los desayunos y alguna cena rápida. Ahora, con un ambiente compartido y de aire vanguardista, Jaime y Rocío no pueden estar más contentos.

Un nuevo espacio: la cocina se abre al salón 

Al derribar el tabique divisorio entre la cocina y el salón, se crea un nuevo escenario con varios ambientes. Estos deben quedar definidos pero al mismo tiempo debe existir un equilibrio entre ellos. De ahí la importancia de conseguir una cocina actual, práctica y bonita, que será vista directamente desde el salón.

Al eliminar la pared, los espacios ganan en amplitud y luminosidad, ya que la luz natural se distribuye de una estancia a otra. Pero en LEROY MERLIN les propusimos a Jaime y a Rocío delimitar el espacio con un tabique a media altura que, sin entorpecer el flujo de la luz, se convertiría en una barra de desayunos con taburetes. El lugar perfecto para desayunar a diario o poner el aperitivo para los invitados el domingo sin que se perdieran ningún detalle de su conversación.

Con gran capacidad de almacén, superficie de trabajo y detalles deco 

Como nuestros protagonistas no querían renunciar a la capacidad con la que contaban en su anterior cocina pero deseaban que resultase espaciosa, no se ha abusado de los módulos altos. En su lugar se ha distribuido el mobiliario en forma de U, lo que crea además una amplia superficie de trabajo en la que pueden compartir tareas cómodamente.

Y como ambos querían que la cocina brillara, que estuviera ligada a las últimas tendencias, se escogieron los muebles Nicte en antracita en su mayoría salvo el único módulo superior, modelo Urano en roble claro. La encimera Sirius Dekton en negro y la campana en cristal del mismo color rematan un conjunto concebido para destacar por su elegancia y actualidad.

Abre tu cocina a la vanguardia

El suelo es el elemento unificador entre la cocina y el salón, con baldosas de la serie Vulcano Silver en las dos estancias. En la pared, pintura plástica, protegida en la zona de la placa de cocción por el mismo material que la encimera. Así las salpicaduras no suponen ningún problema.

Abre tu cocina a la vanguardia

Pero si hay un detalle al que Jaime y Rocío no se pudieron (ni quisieron) resistir es el fregadero y la grifería en bronce. Era justo el toque de elegancia que querían para este espacio. Porque los detalles importan, como la elección de la iluminación para que sea la adecuada en cada zona, con lámparas de techo sobre la barra, tiras de led debajo del módulo alto y focos downlight inteligentes en el techo (se regulan el color y la intensidad de la luz desde el teléfono móvil, además del encendido y apagado).

Abre tu cocina a la vanguardia