Ríndete a estas 4 ideas para cambiar el suelo de forma fácil

Lo pisas descalzo, en calcetines o con calzado. Lo cuidas o lo aprovechas solo o en compañía de tus visitas o, incluso, de tu mascota. El suelo te acompaña y viste tu casa. ¿Te gustaría cambiarlo? “Sí, pero no quiero meterme en obras”. La naturalidad de la madera, el colorido de la baldosa hidráulica o la resistencia de los cerámicos están a tu alcance con estas ideas para cambiar tu suelo y, por tanto, toda tu casa sin polvo ni ruidos.

El suelo salta a la vista. Un cambio de suelo transforma por completo un hogar. Calidez, tendencia, minimalismo, resistencia, aire retro… Hoy toca pensar en tu nuevo suelo sin que sientas los nervios a flor de piel al pensar en los escombros, ruidos y polvo que produciría una obra.

Desembalar, medir, cortar, colocar ¡y pisar! Te contamos los materiales que te permitirán estrenar suelo sin tener que levantar el original.

Suelos vinílicos, un cambio práctico y estético en el mínimo tiempo

Con un acabado efecto madera, cerámica, en color o con motivos. Ya ves el cambio que puede dar tu cocina, el baño o el dormitorio cuando cambies el suelo. Toda la habitación se transforma en tu cabeza. Se hace más cálida, acogedora y personal. Es el momento de poner un vinílico encima de tu suelo (se instala incluso con calefacción radiante), tanto en lamas, como en baldosas como en planchas por metros, pegado directamente con cola, con autoadhesivo o con sistema de clic. Llegar e instalar y si lo haces el fin de semana, podrás disfrutar del aperitivo el domingo viendo el nuevo aspecto de tu casa.

Alternativas a la madera en el suelo

Laminado, madera parece pero madera no es 

Tienes claro que quieres madera, pero sin sufrir por ella. Solo disfrutar de su aspecto, de su calidez, de tu salón al abrigo de la madera. Pues apuesta por el suelo laminado porque parece madera natural. Se trata de un pavimento formado por un tablero de alta densidad (HDF) de fibra de madera o un tablero de media densidad (MDF), una lámina decorativa que imita a la madera y una capa de melanina, que es la que le confiere la resistencia final. 

Alternativas a la madera en el suelo

Ya te haces a la idea. Todos en familia sentados en el suelo, compartiendo risas. Pero, ¿y el perro? Está invitado a disfrutar del momento con todos. Solo tienes que elegir un diseño recomendado para uso muy intenso. Si vas a darle un uso moderado, como el del dormitorio, valdrá con una resistencia media.

Cambios fuera: suelo de resina para la terraza

Quieres un cambio sustancial y rápido. Te ves compartiendo una charla de sobremesa en la terraza o debajo del porche o tomando un cóctel al anochecer y todo es perfecto: un suelo acogedor, la iluminación perfecta y sillones confortables. Lo ves, está el suelo que quieres. Un suelo de resina que cubra el que tienes. Las lamas o losetas de resina (tan resistentes por su composición) son la mejor opción para no tener que preocuparte más de en dónde colocarás las guirnaldas de luces. La resina no requiere barnices ni otros tratamientos, resiste bien las inclemencias meteorológicas y es respetuoso con el medio ambiente.

Alternativas a la madera en el suelo