​Aerotermia: aumenta el confort y ahorra energía 

Lo último en energías renovables se llama aerotermia, un sistema que proporciona agua caliente, calefacción y refrigeración. Y todo a partir de la energía contenida en el aire exterior. Ahorras hasta un 75% en tu consumo energético y en emisiones de CO2. Así ayudas a combatir el cambio climático. Descubre en este vídeo todas sus ventajas:

Calefacción, refrigeración y agua caliente

¿Cómo funciona un equipo de aerotermia? Una bomba de calor de alto rendimiento extrae la energía contenida en el aire exterior para generar calor o frío. Tiene un funcionamiento parecido a una bomba de un aire acondicionado, pero en lugar de producir aire frío o caliente, genera agua fría o caliente. También necesita electricidad, ¡pero es muy eficiente! El sistema se completa con unidades interiores.

Aumenta el confort de manera eficiente

Un sistema de aerotermia ofrece las mismas posibilidades que una caldera y un aire acondicionado juntos:

  • Agua caliente sanitaria (para los grifos).
  • Calefacción en invierno y refrigeración en verano. ¿Cómo? El equipo de aerotermia hace circular agua caliente o fría, según la temporada. Ya sea por el suelo radiante o mediante fancoils. Estos aparatos emiten aire frío o caliente según el agua que circule por su interior. Los hay de pared, de suelo o de conductos. 
Aumenta el confort de manera eficiente

Ahorra energía

Más del 65% del consumo de energía de una vivienda de superficie (pareada, unifamiliar, bifamiliar…) corresponde a la calefacción y el agua caliente sanitaria, según el IDAE (Instituto para la Diversificación y el Ahorro Energético). Además, el coste de la energía es cada vez mayor debido al aumento del precio de los combustibles fósiles.

Con la aerotermia, ahorras energía. Y eso se traduce en un ahorro económico.

Un ejemplo: vivienda unifamiliar de 120 m² con caldera. Se calcula una demanda térmica de 25 kW térmicos para generar agua caliente para los grifos y para el sistema de calefacción.

Con caldera convencional de gasóleo. Se necesitaría una caldera con una potencia nominal de 28,5 kW. Gasto anual para proveer agua caliente y calefacción: 960€.

Con caldera convencional de gas. Se necesitaría una caldera con una potencia nominal de 27 kW. Gasto energético anual: 560€.

Con equipo de aerotermia. Se requieren solo 6,25 kW de potencia eléctrica para satisfacer la demanda energética de la casa. ¿Por qué? Porque estos equipos brindan rendimientos muy altos, en torno al 400%. Es decir, para generar 10 kW, necesitan solo 2,5 kW. ¡Consumes un 75% menos de energía! Y esto se traduce en lo económico: ahorras hasta un 50% con respecto a la caldera de gasoil y un 20% si es de gas.

  Ahorro de energía total    Ahorro económico total  
13.500 kWh500 €/año

Valores calculados partiendo de una instalación de calefacción y agua caliente sanitaria (ACS) de gasóleo.

Reduce las emisiones de CO2

En los equipos de aerotermia no se produce ningún tipo de combustión. Son una excelente manera de respetar el medio ambiente y contribuir en la lucha contra el cambio climático. ¿En cuanto reduces las emisiones de CO2, con respecto a una caldera de gas o gasóleo? ¡En un 75%!

En el ejemplo anterior:

   Ahorro emisores CO2   
560 kg CO2/año

¿Cómo ahorrar más?

Genera tu propia electricidad a partir de la energía solar, con paneles fotovoltaicos. Así tendrás la energía necesaria para el funcionamiento del equipo de aerotermia. Y, por supuesto, para el funcionamiento de electrodomésticos, iluminación, etcétera.

Aumenta el confort de manera eficiente

Ahorrarás en tu factura de electricidad y contribuirás aún más al cuidado del planeta.

¿Es para mí la aerotermia?

Los equipos de aerotermia son aptos para todo tipo de viviendas: unifamiliares, pareados o pisos. En LEROY MERLIN puedes hacerte con el que se ajuste a tus necesidades, con asesoramiento e instalación incluidos.

¿Cuándo conviene elegir este sistema?

  • Es perfecto si estás pensando en construir tu casa o hacer una reforma grande.
  • Si tienes suelo radiante, tienes mucho ganado. Solo tendrás que sustituir tu caldera de gas o gasóleo por un equipo de aerotermia.
  • Si tienes radiadores instalados, puedes aprovechar parte de la instalación. Lo más probable es que tengas que reemplazar los radiadores convencionales por unos de baja temperatura. En este caso, el sistema de aerotermia solo funcionaría en modo calor. Si quieres que también refrigere tu casa en verano, cambia tus radiadores por fancoils.
  • Si no tienes calefacción de radiadores ni suelo radiante, pero tienes equipos de aire acondicionado, emisores eléctricos u otro sistema… En estos casos, debes hacer la instalación desde cero. 

En LEROY MERLIN te ofrecemos tu proyecto de energías renovables llave en mano. Se trata de una solución completa que incluye: estudio de tu caso para evaluar qué productos necesitas, cálculos de ahorro, asesoramiento personalizado, mediciones, equipos, transporte e instalación.