Citrus madurensis calamondin

Originario de China, el Citrus madurensis Calamondín es un árbol frutal de tamaño reducido (no alcanza más de dos metros de altura), perfecto para ser cultivado en el interior de casa, en un lugar con mucha luz natural.

También es conocido como naranjo enano, porque produce unas frutas pequeñas, parecidas a las mandarinas, que son una mezcla entre naranja y limón, y tienen un sabor ácido.

El citrus madurensis calamondin es una árbol de hoja perenne. Sus hojas son pequeñas y ovaladas, y en primavera produce unas flores blancas de aspecto ceroso y forma de estrella con un delicioso aroma.

Cuidados del Citrus madurensis calamondin

Iluminación

El Citrus necesita recibir mucha luz indirecta para mantener su frondosidad. Aunque también es aconsejable que reciba algunas horas de luz directa, sobre todo cuando los rayos del sol son más débiles.

Lo ideal es tener el Calamondín en el interior de casa durante el invierno y sacarlo al exterior en verano para que se beneficie de la intensidad del sol.

Citrus madurensis calamondin

Riego

En invierno el riego de este árbol frutal debe ser moderado. Una vez a la semana será suficiente.

En verano habrá que regarlo en abundancia y con más frecuencia. Lo mejor es  echarle agua siempre que la tierra se quede seca.

Además, necesita un grado de humedad ambiental medio. Para proporcionárselo, conviene pulverizar las hojas a diario durante los meses de más calor.

Es importante plantar el Calamondín en una maceta con un buen sistema de drenaje para evitar el encharcamiento.

Temperatura

El Citrus madurensis Calamondín necesita temperaturas cálidas de entre 15 y 25 grados y es capaz de soportar las altas temperaturas siempre que lo reguemos con más frecuencia. Lo que no tolera son las heladas y los climas fríos.

Cuando la temperatura baja de los 13 grados su crecimiento se detiene e incluso puede llegar a perder las hojas. Por eso, lo ideal es resguardarlo dentro de casa en invierno.

Abono

Es recomendable abonar al Citrus durante la primavera para darle un aporte extra de nutrientes.

Lo mejor es utilizar un abono natural para poder consumir la fruta.