¿Cuál es tu plato de ducha ideal?

Cada material tiene sus ventajas y aporta un estilo diferente. Inspírate con estas ideas.

Cuál es tu plato ideal

Cerámica: clásico y funcional

Los platos de gres son los de toda la vida. Una opción económica y resistente que aporta sobre todo funcionalidad.

Cuál es tu plato ideal

Acrílico: más resistente y antideslizante

¿Quieres un material ligero que te permita instalarlo tú mismo de manera sencilla? Un plato acrílico es tu solución. Es muy resistente y con una mayor superficie antideslizante que los de cerámica.

Cuál es tu plato ideal

Resina: accesibilidad y variedad

Su composición, que combina resina y mármol, permite que sean extraplanos, por lo que se puedan instalar a ras de suelo, facilitando el acceso a la ducha. Están disponibles en medidas especiales y también puedes personalizar su color: pizarra antracita, beige, blanco, marrón… ¿A qué esperas para crear la ducha de tus sueños?

Cuál es tu plato ideal

Piedra natural: una pieza exclusiva

¿Quieres un plato único en tu ducha? La piedra 100% natural te ofrece exclusividad y calidez. De pizarra, mármol o granito, tienen características muy similares a los de resina.

Cuál es tu plato ideal

Solid Surface: diseño innovador

Este novedoso material de alta gama permite crear diseños innovadores de gran belleza. Además, es un material limpio, resistente, duradero, cálido y suave al tacto. Incorpora un tratamiento antirrayado y antideslizante. Resiste muy bien a las manchas, a las bacterias y los hongos, y es muy fácil de limpiar y mantener.

Cuál es tu plato ideal