Las mejores plantas para decorar tu casa en Halloween

Una de las mejores cosas de octubre es la fiesta de Halloween. Hay muchas plantas perfectas para conseguir los colores característicos de esta época tan especial para niños. Y estas plantas de Halloween no solo tienen un increíble colorido, sino que sus cuidados son tan sencillos que te durarán ¡toda la temporada!

Plantas para un Halloween especial

Aunque parece adoptada de otros países, la fiesta de Halloween encuentra sus raíces en la conmemoración celta del Samhain y la festividad cristiana del Día de Todos los Santos. Y vale que quienes más lo disfrutan son los niños: terroríficos fantasmas, alguna que otra calabaza, telas de araña y hasta algún que otro zombie seguro que decorarán tu casa el 31 de octubre. Pero si tú también quieres darle un toque de color extra que, además, se mantenga durante más tiempo que la efímera decoración de Halloween. Te presentamos varias plantas perfectas para dar color a tu casa, jardín y terraza durante esta noche mágica y lo que queda de otoño.

Plantas para un Halloween especial

Nertera: la planta de los frutos naranjas

La nertera es una planta muy llamativa debido a sus peculiares frutos, de un color anaranjado, casi rojo, muy atractivo. Se trata de una planta pequeña también conocida como planta de las canicas, baya de coral o uvita de agua. Y lo mejor es que puede cultivarse tanto en interior, donde quedará estupendo como un bonito centro de mesa, como en exterior, aunque con especial cuidado a las bajas temperaturas. 

Plantas para un Halloween especial

Tipos de nertera

  • Nertera Granadensis: es la más cultivada y extendida. Procede de América Central y ofrece un porte rastrero. Se caracteriza por tener los tallos enlazados entre sí y sus pequeñas hojas ovaladas. Sus flores son muy pequeñas, de color amarillo, que comienzan a florecer a principios del verano, pero se convierten en espectaculares frutos que copan la planta desde principios de otoño y durante todo el invierno.  
  • Nertera Astrid: otra de las más comunes, procedente de México. Es un híbrido de la Nertera Granadensis, aunque caracterizado por tener aún más frutos que la anterior. 
  • Nertera Balfouriana: esta especie de Nertera es característica por sus pequeñas hojas de verde intenso y sus frutos, estos con forma más ovalada que las especies anteriores. 

Cuidados de la Nertera

  • Temperatura: durante los meses de primavera y verano, lo más adecuado son temperaturas de alrededor de 15 ºC, ya que con temperaturas superiores le crecerán muchas hojas y crecerá con mucha rapidez. En invierno, lo ideal es que se encuentre en un ambiente de 7 ºC como mínimo. A la Nertera le gusta la luz, pero no el sol directo. 
  • Riego: a esta especie le gusta la humedad, por lo que durante todo el año serán necesarios riegos frecuentes que la garanticen, siempre con cuidado de no encharcar las raíces. 
  • Abono: aplica un abono líquido desde el inicio de primavera y hasta el final del verano con una frecuencia de entre 2 y 3 semanas. 
  • Poda: la nertera es una planta que no se poda, aunque tendrás que ir eliminando las ramas y hojas secas durante todo el año.    
Plantas para un Halloween especial

Cómo cuidar la Nertera en casa

Si la tienes en casa, puedes colocar tu Nertera en un lugar luminoso hasta que salgan las bayas, en otoño, y después volver a meterla. Lo ideal es que esté expuesto a la luz a primera hora de la mañana y de la tarde, ya que no le gusta el sol directo durante las horas centrales del día.    

Echeveria pintada

La echeveria nodulosa, más conocida como Echeveria pintada, pertenece a la familia de las crasas y es originaria de México. Esta subespecie es característica por sus hojas carnosas, de forma alargada y ápice lanceolado. Suelen medir entre 3 y 7 cm de ancho y lucen un color verde grisáceo, tanto en el margen como en el resto de la hoja. Es una planta muy fácil de cultivar tanto en el interior como el exterior. Se la denomina Echeveria pintada porque, precisamente, se ha dado color a sus hojas para que sea más llamativa y vistosa. El colorante empleado no estropea la planta y ofrece un resultado colorido y perfecto para dar color a tu fiesta de Halloween. 

Plantas para un Halloween especial

Otros tipos de Echeveria

  • Echeveria elegans: es una de las crasas más comunes. Conocida como rosa de alabastro, es característica por su rápido crecimiento y puede cultivarse tanto en maceta como en jardín. Crece formando rosetas de hojas sin tallo que pueden llegar a alcanzar los 10 cm. 
  • Echeveria agavoides: parecida a su hermana, la echeveria elegans, la agavoides se caracteriza por tener unas hojas más gruesas que otras de la misma especie. Algunas tienen las puntas rojizas y otras tan solo los márgenes. Crece bastante rápido. 
  • Echeveria setosa: también echeveria pilosa. Se caracteriza porque sus hojas están recubiertas por unos finos pelillos blanquecinos. Suelen cultivarse en jardineras anchas, que permiten que sus rosetas crezcan. 

Cuidados de la Echeveria

  • Luz y temperatura: la echeveria nodulosa es una planta que necesita mucha luz para desarrollarse fuerte y que la coloración de sus hojas sea más vistosa. Eso sí, prefiere la luz de primera hora de la mañana y de la tarde en vez del sol de las horas centrales del día. En cuanto a la temperatura, lo ideal es que estén en un clima o ambiente de entre 22 y 29 ºC y no exponerla a temperaturas inferiores de 8 ºC.  
  • Riego: es muy sensible al exceso de riego. Además, al regarla no es recomendable mojar las rosetas, sino hacerlo siempre a la altura del sustrato. Riégala cuando la capa superior del sustrato esté seca (unos 2 o 3 cm). Para comprobarlo puedes introducir un palo en la tierra y ver si, al sacarlo, sale húmedo. El dedo también vale. 
  • Enfermedades más comunes de la Echeveria: las más habituales son las plagas de cochinillas y pulgones, que además provocan que la planta pierda las hojas y los tallos se deformen. También puede verse afectada por la araña roja y, si está en exterior, por babosas y caracoles, que se pueden llegar a comerse la planta entera. 

Soleirolia: la planta tapizante de intenso verdor

Esta planta será perfecta si quieres darle a tu casa un toque a antiguo, casi tétrico, con motivo de la fiesta de Halloween. Coloca varios maceteros en la entrada de casa y verás qué efecto. Además, esta planta, caracterizada por sus pequeñas hojas de un intenso verdor y por su poca altura, creando en ocasiones auténticos mantos. Y si la dejas crecer durante varios años puede llegar a cubrir la fachada o una columna, con un resultado muy estético.

Plantas para un Halloween especial

Cuidados de la soleirolia

  • Luz: si la tienes en el exterior, lo ideal es colocarla en un lugar con sombra o media sombra. 
  • Temperatura: las temperaturas inferiores a -10 ºC pueden llegar a estropear las hojas, aunque en primavera volverán a brotar. En el interior, evita las fuentes de calor. 
  • Riego: aunque le gusta la humedad, hay que tener cuidado con no encharcar el sustrato. Si está en el jardín, en exterior, se recomienda un riego diario, aunque si comienza a perder hojas es aconsejable suspender los riegos hasta primavera. Evita mojar las hojas y regarla o a primera hora de la mañana o última de la tarde. 
  • Enfermedades más comunes de la soleirolia: la falta de agua es el principal problema que sufren estas plantas, aunque el exceso puede provocar la pudrición de las raíces.. También pueden ser atacadas por plagas como la araña roja. 
Plantas para un Halloween especial

Kalanchoe: las crasas con flor más bonitas

Los Kalanchoe son una especie de plantas caracterizada por sus hojas carnosas, de un color verde oscuro brillante. Con los cuidados adecuados, y especialmente cuando está colocada en el interior, es capaz de ofrecer flores durante todo el año. Si está ubicada en el exterior, ofrece una precoz floración, ya que, a finales de invierno, empiezan a brotar las primeras flores, y lo hacen hasta el final de la primavera. Sus flores pueden ser rojas, blancas, amarillas, ¡y también naranjas! Perfectas para darle a tu fiesta de Halloween ese color naranja tan característico. 

Plantas para un Halloween especial

Cuidados del kalanchoe: 

  • Luz: esta especie requiere de bastante luz para crecer fuerte y frondosa, aunque no debe darle el sol todo el día. Lo aconsejable es ubicarla en una zona con luz solar indirecta –con 3 o 4 horas diarias será suficiente–. 
  • Riego: al igual que otras crasas, el Kalanchoe no aguanta bien los excesos de agua. Es preferible espaciar los riegos y comprobar siempre que el sustrato está seco, ya que demasiada agua podría dañar las raíces, provocando su pudrición. Lo mismo se acumula en el plato. 
  • Abono: aplica un abono específico dos veces al año, al principio de la primavera y final del verano. 
  • Poda: debe hacerse una vez al año, dos como máximo, ya que es una planta con un crecimiento lento y no la va a necesitar. Sí es recomendable eliminar las hojas y tallos que puedan secarse.  

Cómo cuidar el kalanchoe en el interior

Si tienes tu kalanchoe en el interior de tu casa, colócalo en una ventana por la que entre mucha luz, aunque evitando las horas centrales del día, cuando los rayos del sol son más intensos.   

Anthurium naranja

Otra planta de interior perfecta para Halloween, siempre que elijas su variedad en naranja. También la hay en rojo y blanco. El Anthurium, anturio en su nombre común, se caracteriza por sus hojas lanceoladas de un llamativo verde oscuro y sus inflorescencias, que se componen de un espádice, la espiga, con un montón de puntos blancos –cada uno es una flor– y una espata, de aspecto ceroso, forma de corazón y de color. Pueden ser naranjas, rojas, blancas o incluso rosas.

Plantas para un Halloween especial

Tipos de Anthurium

  • Anthurium Andreanum: es la especie más común, con hojas en forma de corazón que pueden crecer hasta 30 cm. Sus inflorescencias pueden ser rojas, naranjas, blancas, rosas o de colores mezclados. Lo diferencias de otras especies gracias al pico recto 
  • Anthurium Scherzerianum: es el más sencillo de cuidar y mantener. Lo diferencias de otras subespecies por presentar un pico en la inflorescencia de color naranja, que se encrespa, y las hojas en punta de flecha.    

Cuidados del Anturio

  • Sol: sitúalo en una zona muy lumiunosa, con luz indirecta, excepto en invierno, cuando lo agradecen. Colócala cerca de una ventana, pero evitando el sol directo, ya que sus hojas podrán quemarse.  
  • Riego: evita el exceso de riego, ya que podrían llegar a perder las hojas. Riégala un par de veces a la semana en primavera y verano, cuando la tierra esté seca. Durante el resto del año, antes de cada riego, comprueba el sustrato. Si no está seco, no la riegues. También es amante de la humedad, así que pulverízala de vez en cuando. 
  • Enfermedades más comunes: si sus hojas (o las puntas) se vuelven marrones, es que estás fallando con el riego, ya sea por exceso o por defecto. En cambio, si se vuelven amarillas es por el exceso de luz solar. Si están verdes, es que necesitan más luz.
Plantas para un Halloween especial

Guzmania naranja

La Guzmania es una planta de interior, un tipo de Bromelias, que se caracteriza por sus hojas largas, rígidas y arqueadas de un color verde intenso. Su principal característica son sus hojas, formando una roseta con brácteas de intensos colores, como el naranja, el rojo o el rosa. Las hojas salen del centro y las brácteas se superponen unas sobre otras, formando una especie de flor. Al principio sus hojas son de color verde, pero van cambiando según crecen. Tienen una vida de 2 o 3 años y florecen una sola vez y su flor dura entre 3 y 6 meses. Después dejan unos retoños de los que se pueden obtener nuevas plantas. 

Plantas para un Halloween especial

Cuidados de la guzmania: 

  • Luz: colócala en un lugar con luz indirecta, ya que los rayos del sol podrían quemar sus hojas. 
  • Temperatura: lo ideal es mantenerla entre 15 y 20 grados, evitando tanto las corrientes de aire como las fuentes de calor. No aguantan temperaturas inferiores a los 10 ºC. 
  • Riego: la guzmania es una planta a la que le gusta la humedad, pero su riego debe ser moderado. Riégala una vez a la semana en invierno y aumenta los riegos en verano, cada 2 o 3 días. Para asegurar su humedad, pulverízala a diario o cada dos días.
Plantas para un Halloween especial

Bamboo de la suerte, la más fácil de cuidar

El Bamboo de la Suerte es una de las plantas de interior más comunes. Es un tipo de drácena, cuyo tallo es una vara recta que puede medir entre 10 cm y un metros, con nudos de los que salen los brotes. Suele colocarse en un recipiente con agua y nada de tierra, aunque también puede plantarse en sustrato y desarrollarse perfectamente. Además de luz, los cuidados del bambú son muy sencillos. 

Plantas para un Halloween especial

Cuidados del bambú de la suerte

  • Luz: aunque el bambú es una planta de interior, el bambú necesita mucha luz para desarrollarse y tener unas bonitas hojas verdes. Colócalo cerca de una ventana por la que entre mucho sol. 
  • Temperatura: crece frondosa en ambientes a unos 20 ºC, pero puede aclimatarse a temperaturas inferiores.  
  • Riego: si tienes el bambú en agua, no será necesario que la riegues, aunque si está en tierra debes regarlo cuando el sustrato esté seco.   

Begonia elatior, unas llamativas hojas naranjas 

Perfecta para llevar el color de Halloween mediante las plantas a tu casa. Esta especie de Begonia es, precisamente, característica por sus flores. La begonia elatior es una planta de hojas carnosas y un intenso verdor, con flores naranjas, pero también pueden ser blancas, amarillas o rosas. Su floración, aunque empieza en primavera, se alarga hasta el final del otoño, por lo que es una planta perfecta para disfrutar de su intenso colorido también en estas fechas. La begonia elatior requiere de unos cuidados muy determinados, ya que es muy delicada. 

Plantas para un Halloween especial

Cuidados de la begonia elatior

  • Luz: debe estar situada en una zona luminosa con luz indirecta.  
  • Temperatura: no tolera el frío, por lo que si la tienes en exterior, métela dentro de casa para evitar las heladas, ya que podría pudrirse. 
  • Riego: se recomienda un riego moderado, de 2 o 3 veces por semana en verano y 1 o 2 veces el resto del año. Es aconsejable regarla con agua ácida, lo mejor es el agua de lluvia, pero también puede acidificarla con limón o vinagre. Añade una cucharada de un producto u otro a un litro de agua. 
  • Cultivo: para que crezca sin enfermedades ni plagas, se recomienda plantar la begonia elatior en un sustrato muy poroso y con una acidez entre 4 y 6 pH. 
Plantas para un Halloween especial

Orquídeas Phalaenopsis naranja

La Orquídea Phalaenopsis es  una planta tropical también conocida como orquídea mariposa u orquídea alevilla. Es una de las orquídeas más populares gracias a sus bonitas y duraderas flores. Se trata de una planta epifita –que vive sobre otra planta– que recibe su alimento de la luz ambiental, el agua de la lluvia y el humus depositado en las ramas. Es característica por sus grandes hojas, de aspecto carnoso, verde intenso y nervio marcado. Debido a su naturaleza, sus cuidados son distintos a los de otras plantas. 

Plantas para un Halloween especial

Cuidados de la orquídea Phalaenopsis

  • Luz: lo ideal es colocarlas cerca de una ventana en la que pueda recibir mucha luz, pero no sol directo. La luz tamizada por un visillo también puede ser una opción. 
  • Temperatura: no aguantan temperaturas inferiores a 15 ºC, pero sí que pueden estar en ambientes de hasta 30 ºC. Para que florezca, la diferencia de temperatura entre el día y la noche ha de ser de tan solo 4 ºC. Durante el invierno, puede verse afectada por la calefacción: pulverízala de vez en cuando o coloca un plato con guijarros y agua debajo de la maceta, pero de manera que el agua no toque las raíces.  
  • Riego: riégala cuando el sustrato esté seco. Puedes saberlo cuando veas las raíces de un color amarillento (por eso las macetas de las orquídeas son transparentes). Pueden regarse echando el agua en el sustrato o por inmersión –metiendo la maceta en un cubo de agua y cubriendo casi por completo la planta hasta que las raíces tomen su tono habitual. Deja escurrir y pon la maceta sobre un plato con guijarros para que sigue expulsando agua.