9 soluciones fáciles con pintura

¡Dale un nuevo toque de vida a tu casa con pintura! La pureza del blanco o la alegría de los colores, puedes renovar espacios y muebles con un tono atrevido y sentir que estrenas casa.

1. Aprovecha el potencial decorativo de objetos que pasan desapercibidos

Con las pinturas en aerosol puedes sacar la belleza de muchas cosas, en apenas unos minutos. Un ejemplo: un radiador antiguo pintado con buen gusto puede convertirse en un detalle decorativo muy simpático. Y las hay con efectos realmente sorprendentes, como el oro o la piedra.

Soluciones fáciles con pintura

2. Consigue un cambio visible e inmediato en tu baño. Y con muy poco dinero

Si quieres darle un nuevo aire a las paredes de tu cuarto de baño sin cambiar el revestimiento, pinta la cerámica con esmalte especial para azulejos. Puedes potenciar el efecto con nuevos accesorios a tono.

Soluciones fáciles con pintura

3. Haz que la cocina luzca tu color favorito

Si los muebles están en buen estado, píntalos del color que prefieras. Hay una gran variedad de colores y acabados, incluso lacados. Y aprovecha para pintar la pared con un esmalte para azulejos de un tono neutro: realzará el color de los muebles.

Antes

Soluciones fáciles con pintura

Después

Soluciones fáciles con pintura

4. Pon la ventana a tono con lo demás

Muchas veces el marco de las ventanas de aluminio va en contra de la decoración de la estancia. Pintándolas puedes conseguir que jueguen a tu favor. Es una sencilla tarea pero muy resultona. Puedes aprovechar para estrenar estor, cortina o veneciana.

Soluciones fáciles con pintura

5. Una puerta amarilla, ¿por qué no?

Si tus puertas están en buen estado pero buscas un cambio o no quieres gastar en sustituirlas, píntalas con un esmalte acrílico. Una opción que va con casi todo es el blanco, pero también puedes animarte a jugar con el color. Pinta también el marco, del mismo tono, o no. En esto manda la estética.

Soluciones fáciles con pintura

6. Suelos como nuevos ¡solo con pintarlos!

También los suelos pueden cambiar radicalmente gracias a la pintura. Lo fundamental es elegir el tipo de pintura más adecuado para cada soporte.

Soluciones fáciles con pintura

7. Nueva vida para tus muebles

Conseguir un efecto envejecido no es necesariamente una tarea laboriosa: hay productos de aplicación rápida y fácil, que no requieren imprimación previa. Con una paleta de tonos pastel se puede conseguir un atractivo acabado vintage.

Soluciones fáciles con pintura

8. Marcos impecables solo con spray

Si el marco de un espejo o cuadro es de madera o de plástico, puedes darle un acabado de oro, plata o bronce con pinturas metálicas en aerosol. Solo recuerda proteger el espejo con papel y cinta de pintor antes de pulverizar.

Soluciones fáciles con pintura

Y si es de madera, puedes darle un aspecto envejecido: Primero aplica una cera y luego pulveriza con la pintura en aerosol. Para terminar, pasa un trapo como si fuera una lija, para conseguir que parezca desgastado.

9. Rompe con la monotonía, dale color a tu friso

Si no te convence el aspecto de tu friso de madera, puedes cambiarlo radicalmente dándole color. Si está a media altura, es la oportunidad para renovar la pintura de la pared del mismo color, de otro tono de la misma gama o bien, creando contraste. Otra opción: colocar un papel de empapelar.

Soluciones fáciles con pintura