Los techos de casa, los reyes de la decoración: cómo darles protagonismo y personalidad 

La decoración de tu casa es un éxito. Es tal y como siempre la habías soñado, te has esmerado y has logrado crear tu propio estilo. Solo falta dar a los techos de las habitaciones el protagonismo que merecen para que destaquen del resto. Realzar su belleza, imprimirles personalidad, lograr que sean superficies originales que estás deseando mirar por lo bonitas que son. Hay ideas muy resolutivas que harán resaltar el ‘cielo’ de tu hogar al primer vistazo. Teñirlos de color, vestirlos de calidez, plasmar en ellos pinceladas de creatividad o conseguir un golpe de efecto glamuroso. ¿Te apuntas? 

Techos con color, ¡qué gran idea!

Tan sencillo como recurrir al color para que los techos de tu casa experimenten un cambio de 180 grados. Quieres convertirlos en superficies llenas de personalidad, que sumen al resto de la decoración de las estancias. ¿Qué tal crear sensaciones y efectos visuales con la pintura como aliada? Existen numerosas opciones. Basta con tener en cuenta la altura del espacio para decantarse por la propuesta más atractiva y adecuada. En techos muy altos, los colores intensos reducen visualmente su verticalidad y crean ambientes recogidos y acogedores. Cuando los techos son más bajos, nada como aportar un color cálido y claro para que la habitación gane ópticamente en amplitud y luminosidad. Ahora bien, tal vez busques un toque de originalidad y de paso modificar visualmente el espacio. Una opción que te encantará es decorar el techo y parte de la pared del mismo tono. Por ejemplo, pintar un tercio de ésta logra crear un efecto de friso muy actual y a la vez envolvente. ¡Adelante con ellos!

Los techos de casa, los reyes de la decoración

Una habitación infantil con una decoración realmente imaginativa, donde el techo tenga mucho que decir. Así quieres que sea a partir de ahora el cuarto de los peques. Tan solo con pintar el techo y las paredes en un mismo color la transformación puede ser sorprendente, como si fuera una misma superficie continua. También hay ideas más creativas, que parecen extraídas de tu serie infantil televisiva favorita. ¿Qué tal colorear techo y paredes en un gris satinado y después intercalar rayas de color fucsia en los tabiques, variando su ancho? Una combinación muy muy divertida que además no satura a la vista.

Los techos de casa, los reyes de la decoración

¿Y qué pasa con las habitaciones de los bebés? Son el espacio ideal donde desplegar la imaginación y poner en práctica esas propuestas tan creativas descubiertas en revistas de decoración y portales de Internet especializados. Como por ejemplo hacer que el techo se convierta en un cielo estrellado de cuento. Tan sencillo y original como optar por una pintura de color azulón, encima colocar unas estrellas con pintura para plantillas fosforescentes y ¡listo! También quedan genial los adhesivos luminiscentes con galaxias. Verás que cambio tan fantástico. Además, el techo emitirá una pequeña iluminación perfecta para tranquilizar y ayudar a conciliar el sueño a los peques si se asustan con la oscuridad. Hay infinidad de ideas  para jugar con la decoración de los techos de estos cuartos. Prueba a convertirlos en pequeños lienzos de color azul claro con pequeñas nubes blancas. Será como contemplar el cielo de una paisaje idílico. Una ilusión óptica fantástica y fácil de realizar.

Los techos de casa, los reyes de la decoración

La madera es el material rey para regalar grandes dosis de calidez a cualquier espacio y superficie de la casa. Y a los techos también, por supuesto. Así que adelante con tus planes de introducirla en la decoración de tus sueños porque es una gran idea. En concreto, te encantan las vigas de madera, ese toque rústico actual que aportan, esa imagen de hogar que transmiten. En definitiva, son un recurso 10 para dar una personalidad increíble a cualquier techo. Además, no hace falta que sean de madera. Las vigas de poliuretano que imitan a este material, como las de nogal, se instalan fácilmente porque pesan poco y el efecto es realmente sorprendente.

Los techos de casa, los reyes de la decoración

Lo cierto es que las vigas de poliuretano son un elemento decorativo en sí mismas y quedan de maravilla en techos abuhardillados, planos, en zonas para cubrir desperfectos… Y en cualquier estancia donde te apetezca colocarlas, como tu cocina, porque lo cierto es que se integran en todo tipo de ambientes y van bien con muebles rústicos, modernos, e incluso vintage

Los techos de casa, los reyes de la decoración

Si buscas un golpe de imagen más original para los techos de casa sin renunciar a la madera, y un tanto eco, atrévete a cubrirlo por completo con listones de madera empleando un revestimiento de friso. La propuesta te encantará aún más si este mismo material se coloca en una parte de la pared, como si fuera una superficie continua, rematándolo con una pequeña repisa. Además de innovadora y envolvente, la solución también ayudará a proteger la habitación del ruido y de las temperaturas extremas.

Molduras y rosetones, de plena actualidad 

Las molduras y rosetones vuelven a estar de actualidad, reviven su momento de gloria y y añaden a los techos un porte elegante y sofisticado difícil de igualar. De manera que son la solución que estás buscando si te apetece dar un aire clásico renovado a estas superficies de tu casa. Desde una tradicional cornisa a composiciones más elaboradas a base de rosetones y molduras, añadirán pequeñas dosis de lujo a cualquier estancia de una manera sencilla por lo fáciles que son de colocar. En blanco, más clásicas, de color o, ¿por qué no?, más arriesgadas y originales. Además, ofrecen una imagen realmente moderna si se emplean como puntos o soportes donde colgar bombillas con cables largos, a modo de lámparas minimalistas. Una combinación estética de gran contraste que ganará en intensidad con un color fuerte en las paredes, tal vez un gris oscuro. Su look súper contemporáneo te encantará. 

Los techos de casa, los reyes de la decoración