Cómo elegir sopladores y aspiradores de hojas

Los aspiradores sopladores y trituradores de hojas son una solución útil y eficaz para recoger los residuos y hojas caídas. Una herramienta con la que lograrás reducir el tiempo y el trabajo requeridos para tener a punto el jardín.

  • Los sopladores y aspiradores son la maquinaría perfecta para tener limpio y a punto tu jardín, evitando las hojas y residuos acumulados.
  • Son máquinas sencillas y fáciles de usar, que apenas requieren de esfuerzo y mantenimiento con las que ahorrarás tiempo.
  • Entre sus distintas funciones destacan: soplar, aspirar e incluso triturar la hojarasca.
Cómo elegir sopladores y aspiradores de hojas

Tipos de sopladores y aspiradores de hojas

Barrer el suelo para recoger hojas caídas, los restos de poda y otros residuos que se acumulan en el jardín es una tarea, tediosa, cansada y poco productiva. Gracias a los sopladores y aspiradores de hojas, que permiten acumular los desechos en un punto, aspirarlos, triturarlos y almacenarlos, puedes tener el jardín impecable en cualquier época del año. 

Se trata de máquinas pensadas para ofrecer una limpieza eficaz con un esfuerzo mínimo, una alta comodidad e incluso la oportunidad de disfrutar realizando esta tarea.

Dispones de diversos tipos indicados para diferentes funciones, dependiendo de tus necesidades:

  • Sopladores de hojas: Son las máquinas cuya función es barrer la hierba cortada o las hojas caídas en jardines o caminos. Como no tienen función de aspirado, no incluyen bolsa de recolección de residuos.
  • Aspiradores y Sopladores de hojas: Estas herramientas  cumplen la función de soplar y aspirar la hierba cortada o las hojas caídas. Normalmente cuentan con dos boquillas, la primera, más estrecha, que cumple la función de soplar las hojas, focaliza el flujo de aire y junta las hojas rápidamente en un montón; y la de aspirar, más ancha, para aumentar su capacidad de succión. En algunos modelos no es necesario cambiar el tubo, para mayor comodidad y velocidad de trabajo.
  • Sopladores, aspiradores y trituradores de hojas: Son las máquinas indicadas para la doble función de barrer los residuos y aspirarlos, quedando recogidos en una bolsa que incluye la herramienta. Estos cuentan con dos boquillas, la primera, más estrecha, que cumple la función de soplar las hojas, focaliza el flujo de aire y junta las hojas rápidamente en un montón; y la de aspirar, más ancha, para aumentar su capacidad de succión, Además, gracias a un sistema de trituración los residuos ocupan menos tamaño en la bolsa de recogida, facilitando en gran medida las labores de limpieza

Características de los sopladores y aspiradores de hojas

Además de las funciones de esta herramienta, también debes tener en cuenta:

  • Superficie recomendada: Depende del tipo de alimentación (eléctrico con cable para pequeños jardines o de gasolina para grandes superficies) y de la potencia del aparato (a mayor potencia mayor velocidad de trabajo).
  • Alimentación: Existen sopladores y aspiradores de batería, eléctricos y gasolina.
    • Batería: Se trata de los sopladores y aspiradores que funcionan a base de batería sin cable. Ideales para aquellos jardines o superficies donde no haya fácil acceso a la corriente eléctrica. Están recomendados para superficies pequeñas.
    • Eléctricos: Son las herramientas cuyo funcionamiento depende de la red eléctrica. Indicados para pequeños jardines o terrazas donde haya una toma de corriente, ya que funcionan por medio de cable. Requieren de menos mantenimiento, son más ligeros y silenciosos pero, por contra, su potencia está más limitada.
    • Gasolina: Son los aspiradores con motor de gasolina, de 2 o 4 tiempos, indicados para grandes superficies de jardín o terreno.
  • Potencia: Estas máquinas suelen tener una potencia de entre 2.500 W y 3.000 w en el caso de los de motor eléctrico y de entre 1 y 4 cv en los de gasolina. A mayor potencia mayor será la velocidad de trabajo y tendrá mayor capacidad para el aspirado o soplado de residuos más pesados.
  • Velocidad de soplado: Entre este tipo de maquinaria puedes encontrar sopladores de entre 200 y 300 Km/hora. Dependiendo del uso y superficie que vayas a limpiar, debes escoger más o menos velocidad.
  • Volumen de absorción: Se trata de la capacidad de recoger hojas y residuos de la máquina.  Lo normal es que puedan absorber hasta 45 litros.
  • Peso: Cuanto menor sea el peso, mayor será la facilidad de transporte y la comodidad en el trabajo. 
Cómo elegir sopladores y aspiradores de hojas

Puesta en marcha de los sopladores y aspiradores de hojas

Antes de poner la máquina en funcionamiento, debes seguir los siguientes pasos:

Comprobar que cuentas con todos los accesorios necesarios para las diferentes funciones de estas máquinas. En el caso de los sopladores, el tubo y la boquilla; en los sopladores y aspiradores, tubo y boquilla de soplar, así como tubo y bolsa para aspirar. Si tu máquina también cuenta con la función de triturar, comprobarás que en el lateral incluye un aspa encargada de esta tarea.

Dependiendo de la función deseada, soplar o aspirar, debes colocar los accesorios en sus correspondientes posiciones. 

Soplar: Adaptar en el hueco, el tubo prolongador y la boquilla adecuada.

Aspirar: Colocar el tubo en la tapa lateral de la máquina e insertar en el frontal la bolsa de recogida con su accesorio de absorción.

Aspirar y triturar: Colocar el tubo en la tapa lateral de la máquina (donde se encuentra el aspa metálica trituradora) e insertar en el frontal la bolsa de recogida con su accesorio de absorción. 

Una vez preparada la máquina, pulsa  el botón de encendido en el soplador de batería, debes conectarlo a la luz y poner en marcha en el caso del eléctrico; y, en el caso de la gasolina, llenar el depósito con aceite sintético (motor de 200) o bien llenar el depósito de gasolina y comprobar el nivel de aceite (motor 4 tiempos), cerrar el starter, encender el botón y tirar de la cuerda.