¿Cómo elegir una depuradora?

Uno de los alicientes principales del verano es disfrutar de momentos agradables en la piscina. Pero para que se mantenga en buen estado y el agua permanezca limpia es imprescindible la instalación de una depuradora. Estos equipos filtran, desaguan y permiten la recirculación del agua para conservarla en perfectas condiciones y sea apta para el baño de forma higiénica. 

Cómo elegir sistemas de depuración

Las claves

El sistema de depuración incluye una bomba que aspira el agua de la piscina para llevarla hacia el sistema de filtrado y depurarla.

Cada bomba de piscina tiene una capacidad de caudal que te indicará cuánta cantidad de agua es capaz de aspirar.

Escoge bien el tipo de filtración, hay cuatro tipos:

  1. Filtros reemplazables
  2. Filtro de arena de sílice
  3. Filtros de diatomea
  4. Filtros de vidrio filtrante.

El skimmer prefiltra y recoge en un cesto los elementos de suciedad cuando la bomba aspira el agua.

Procura encender la depuradora durante un mínimo de 6 horas, a ser posible fuera del horario de baño.

Cómo elegir sistemas de depuración

La importancia de la bomba en los sistemas de depuración

La bomba de filtración se encarga de absorber el agua de la piscina y llevarla hacia el sistema de filtrado para depurarla. Las bombas de piscina son aparatos mecánicos que funcionan en combinación con filtros para mantener la piscina limpia. Este aparato extrae el agua del vaso de la piscina y luego la fuerza a través de un filtro de arena o de otro tipo para atrapar y retener las partículas de suciedad. A continuación, la bomba devuelve el agua filtrada a la piscina.

La mayoría de las bombas cuentan con una cesta prefiltro que recoge los elementos de suciedad (hojas, ramas, insectos, etc.), muchas de estas cestas están dotadas de una tapa transparente para que puedas ver el contenido y saber cuándo está lleno.

Cada bomba de piscina tiene una capacidad de caudal que te indicará cuánta cantidad de agua es capaz de aspirar. A la hora de comprar una bomba de piscina es importante que examines su caudal y determines cuántos litros es capaz de aspirar e impulsar, o bien por minuto o bien por hora. 

Una buena regla práctica es asegurarse de que la bomba es capaz de aspirar la cantidad total del agua de su piscina en unas 6 horas.

El tamaño del filtro de tu piscina es otro factor a tomar en consideración en el momento de determinar la capacidad de la bomba. Si la bomba de la piscina tiene una potencia excesiva en comparación con el filtro, el filtro funcionará mal, lo que puede dañar los elementos internos del mismo. En general, cuanto más lenta es la velocidad de flujo del agua a través del filtro, mejor será la calidad del filtrado. Esto ocurre sobre todo con filtros de arena o diatomeas.

Las bombas de agua van conectadas a una toma de corriente con conexión a tierra. No debe entrar agua bajo ningún concepto en el motor ni en las partes eléctricas en tensión. La máquina debe estar completamente parada para realizar cualquier tipo de manipulación. Se recomienda no utilizar alargadores y conectar la bomba directamente a un enchufe eléctrico instalado correctamente, además no se debe hacer funcionar la bomba sin agua.

En el caso de que no la vayas a utilizar en un periodo largo de tiempo es recomendable desmontarla, limpiarla y colocarla en un lugar seco y aireado.

Cómo elegir sistemas de depuración

Tipos de filtración

Las depuradoras se diferencian por el tipo de filtración que llevan a cabo, hay 4 tipos:

  • Filtros reemplazables: Son prácticamente iguales que las de filtros de arena, con la diferencia de que debes limpiar el filtro semanalmente y cambiarlo de año en año. Por este motivo, son más económicas.
Cómo elegir sistemas de depuración

 

  • Filtro de arena de sílice: La arena es el elemento que más ensucia el agua de la piscina, puesto que se encuentra al aire libre y es muy fácil que los sedimentos terminen en el agua. Estas depuradoras  succionan el agua que pasa por unos filtros que retienen la arena, a continuación el agua continua el recorrido por el circuito para volver limpia a la piscina. Estos filtros pueden durar unos 4 o 5 años, siempre que se les proporcione el mantenimiento adecuado.

 

  • Filtros de diatomea: Las piscinas de grandes dimensiones, como las públicas,  poseen este tipo de filtro, que no solo retiene la arena, sino que depuran completamente el agua. Esto quiere decir que limpian incluso aquellos elementos demasiado pequeños para ser percibidos, pero que afectan al agua.

 

  • Filtros de vidrio filtrante: Se trata de cristales machacados específicos para  depuradoras, ya que han sido pulidos y limados para que pierdan todo el filo. Una de las grandes ventajas de este sistema, es que dura más tiempo que los filtros de arena, puede durar hasta 10 años, lo que conlleva un ahorro importante. Además no se apelmaza, por lo que filtra el agua con mucha más eficacia.
Cómo elegir sistemas de depuración

 

El circuito: Posiciones del skimer, el limpiafondos y el fondo

El llamado skimmer es la válvula por donde la bomba succiona el agua. Se sitúa en las paredes de la piscina, en un nivel cercano a la superficie del agua para prefiltrarla. 

  • ¿Cómo funciona?

Instalado en la pared de la piscina, succiona el agua para impulsarla al sistema de filtración. El circuito se completa cuando el agua (ya libre de impurezas) vuelve a la piscina a través de las válvulas de impulsión. 

Cómo elegir sistemas de depuración

Funciones:

  1. La función de este equipo es prefiltrar los elementos que caigan sobre el agua, como por ejemplo hojas, ramas, insectos, etc.  Por tanto, no es necesario que permanezca encendido constantemente, sino solo cuando consideres que debe limpiarse la superficie del agua.
  2. El Skimmer cuenta con un canasto en su interior que recoge la suciedad cuando filtra el agua. Es necesario que lo vacíes periódicamente para eliminar las impurezas que ha retenido y permitir que funcione de forma óptima. Es en este canasto donde se coloca la pastilla de cloro
  3. Es recomendable instalar un skimmer por cada metro cuadrado de piscina.
  4. Los hay diferentes para cada tipo de piscina, dependiendo del grosor de las paredes y del material. 
  • Posición para filtrar.
Cómo elegir sistemas de depuración

Abre la llave de skimer y deja la de fondo a medio abrir, así siempre conservarás la superficie del agua limpia. Abre la llave de impulsores unas ¾ partes y deja las válvulas que devuelven el agua a la piscina totalmente abiertas.

  • Posición para lavar
Cómo elegir sistemas de depuración

Apaga el motor de la depuradora, coloca la válvula selectora en posición de lavado. Conecta el motor de nuevo y deja las llaves en la misma posición que para la filtración. Por último, coloca la válvula selectora en la posición de enjuague durante 15 segundos.

  • Posición para limpiar el fondo de la piscina

Abre la llave del limpiafondos y cierra la de skimmer y la de fondo. Las de impulsores unas ¾ partes. Abre completamente las válvulas que devuelven el agua a la piscina. Controla el caudal y procede a continuación a llevar a cabo las instrucciones de la posición para lavar.

Cómo elegir sistemas de depuración

El mantenimiento de tu depuradora

El uso prolongado y las horas que permanece funcionando la depuradora, puede provocar que la bomba pierda fuerza y por tanto eficiencia. Los trabajos de mantenimiento y limpieza de la piscina son muy importantes para asegurarles una vida útil más larga.

El lugar en el que se sitúa tu piscina es un factor a tener muy en cuenta a la hora de determinar con cuánta frecuencia debes mantener tu depuradora. Si la piscina está en una zona rodeada de árboles, tiene césped alrededor o arena, tendrás que llevar a cabo las labores de limpieza más a menudo.

Si has rodeado tu piscina con cemento, notarás que en el agua no se acumula la misma cantidad de suciedad que en el caso anterior. Por tanto, el sistema de depuración aguantará más y podrás espaciar el momento de limpiar la depuradora.

Cómo elegir sistemas de depuración

Puesta en marcha de la depuradora

Los filtros cuentan con una válvula selectora de hasta 6 funciones cuyos usos te detallamos:

Cómo elegir sistemas de depuración

Filtración:

Para la depuración diaria del agua. El agua llega de la bomba, pasa a través del filtro por la parte superior y retorna a la piscina por la parte inferior. Debemos:

  • Abrir llaves de skimmer y sumidero.
  • Cerrar llave de boquilla de aspiración.

Lavado a contracorriente:

Para limpiar y desapelmazar la arena. El agua pasa en sentido inverso a la filtración a través del filtro. La suciedad es enviada directamente al desagüe. Debemos:

  • Abrir llaves de skimmer y sumidero.
  • Abrir llave de desagüe.

Enjuage:

Para asentar la arena. Elimina los últimos residuos de suciedad y hace que se asiente de nuevo la arena. Evita que la suciedad vuelva a la piscina después del lavado a contracorriente. Se debe realizar durante 30 segundos después de cada lavado. Debemos:

  • Abrir llaves de skimmer y sumidero.
  • Abrir llave de desagüe.

Recirculación:

Para mover el agua y facilitar la mezcla del producto químico sin pasar por el filtro. La bomba impulsa el agua hacia la piscina sin pasar por el filtro. Debemos:

  • Abrir llaves de skimmer y sumidero.
  • Cerrar llave de boquilla de aspiración.

Desagüe:

Para el vaciado de la piscina. El agua pasa en sentido inverso a la filtración a través del filtro. El agua es enviada directamente al desagüe. Debemos:

  • Abrir llaves de skimmer y sumidero.
  • Abrir llave de desagüe.